epn foroEl mandatario Enrique Peña Nieto dijo que sí es posible lograr un México en paz, pero ello tomará tiempo y “quizá sea el esfuerzo que dediquen varias administraciones”.

Al participar en el foro Sumemos Causas por la Seguridad, Ciudadanos más Policías, el Presidente reconoció que una de las principales y más sentidas demandas de los ciudadanos es todavía la seguridad.

Lograr que el Estado de Derecho prevalezca en toda la geografía nacional es un desafío mayor, que seguirá exigiendo del Estado mexicano tiempo, determinación y amplios recursos materiales y humanos, apuntó.

Desde la sede del evento, el Castillo de Chapultepec, Peña aseguró que por ello hay una definición de su administración (dentro de la cual una de las cinco grandes metas nacionales es la seguridad): lograr un México de paz y tranquilidad. Ante la representación de organizaciones civiles, insistió en que es obligación irrenunciable del Estado mexicano otorgar seguridad.

“Pero que no haya duda. Estamos convencidos, ésta es la convicción que tiene el gobierno de la República: de que sí es posible lograr el México de paz que nos hemos propuesto alcanzar. Quizá tome tiempo, quizá sea el esfuerzo que dediquen varias administraciones, como se ha hecho en el pasado, (incluida) la que habremos de hacer. Yo espero que la gestión o los esfuerzos dedicados durante esta gestión realmente sean una importante contribución”.

En respuesta a algunos planteamientos hechos por María Elena Morera, de Causa en Común, el Ejecutivo reconoció que podrá haber resultados alentadores y luego frustrantes, ante el crecimiento nuevamente de la criminalidad.

Pero resulta alentador, argumentó Peña, que en las primeras mediciones a la comisión de algunos delitos -enfatizó los homicidios dolosos- vayamos en una “notoria y sensible” disminución, en tanto advertimos que en la comisión de otros delitos ha habido incrementos, reconoció, aunque no dio más detalles.

Dijo que esto significa para su administración que el esfuerzo desplegado está dando los primeros resultados. “Nunca hemos ‘echado campanas al vuelo’; nunca hemos asumido ‘actitudes triunfalistas’(…) Estamos en la medición de las primeras acciones”, prosiguió el Ejecutivo.

“Las primeras cifras, insisto, son alentadoras, por más que algunos se ocupen de decir que no son ciertas o que algo se oculta detrás de las cifras que se han dado a conocer. Por más que el gobierno se ocupa de compartir con la sociedad civil (…) de cómo se establece o cuál es la fuente y la forma que da sustento a la estadística en materia de seguridad”, lamentó.

En el acto, Peña consideró que se deben perfeccionar los modelos de certificación de policías y que el gobierno tendrá que dedicar cada vez, en la medida de sus capacidades, mayores recursos a la profesionalización de los agentes.

El Ejecutivo ofreció a las organizaciones de la sociedad civil que su gobierno las escuchará, que no se irá “con el canto de las sirenas”, o pensará que las políticas que ha definido “son las que tienen razón”.