Ante la caída de Morena en las preferencias electorales, el presidente Andrés Manuel López Obrador “hace uso de la infraestructura del gobierno federal para intervenir en las campañas electorales de los estados”, acusó el dirigente nacional del PRI, Alejandro Moreno.

Por lo anterior –dijo– su partido presentará una denuncia ante el Instituto Nacional Electoral (INE) y el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF).

Desde la sede nacional del PRI, el dirigente denunció que el Ejecutivo, “debido a que Morena no tiene ya el apoyo de la gente, ordenó a todo el gobierno federal y a los gobernadores morenistas hacer campaña en los estados”.

Sin embargo, Moreno Cárdenas descartó traiciones al partido de parte de sus gobernadores de Hidalgo, Omar Fayad, y de Oaxaca, Alejandro Murat, para ceder sus estados a Morena, y aseguró que “respetamos el trabajo institucional” de los gobernadores, que trabajan en coordinación con las dirigencias estatales y nacional del partido.

Reclamó al Presidente la mención de la candidata tricolor al gobierno de Hidalgo, Carolina Viggiano, en su conferencia mañanera de Palacio Nacional, y la promoción de las obras federales en el estado, lo que viola la veda electoral.

No obstante, el presidente López Obrador aseguró que “no me van a multar” las autoridades electorales.

El mandatario mencionó y hasta se mofó de que ahora en Hidalgo Viggiano Austria –candidata de PRI, PAN y PRD y esposa de Rubén Moreira– ande promoviendo el Tren Tolteca. “Van a poner, si ganan, el Tren Tolteca. Cuando menos ya no van a estar en contra del Tren Maya en estos días”, dijo.

Celebró que “la buena noticia para la gente de Tula es que ya tenemos el presupuesto, los 50 mil millones de pesos. La buena noticia es que son cerca de 10 mil empleos en la construcción de esta obra, que la vamos a tener terminada para finales del año próximo”, sostuvo.

En réplicas a críticas también de la oposición, como de la senadora panista Xóchitl Gálvez –quien ha apuntado que Pemex contamina la ciudad hidalguense–, el Presidente comentó que “vi una declaración de Xóchitl Gálvez cuando la refinería en Tula y ella dice: ‘le he pedido al presidente Calderón que se ponga aquí la refinería y se va a poner aquí la refinería’, que no hicieron nada”, expresó en referencia a la Refinería Bicentenario, de la que el gobierno panista sólo construyó una barda.

El mandatario les pasó también la crítica a los panistas de que ahora son aliados en la entidad hidalguense, a pesar de que Acción Nacional en Coahuila acusaba de corrupción a los Moreira.

Por EL FINANCIERO