Al encabezar la reunión para compartir experiencias, avances y retos en búsqueda e identificación forense con embajadores y representantes del cuerpo diplomático y organizaciones internacionales, el subsecretario de Derechos Humanos, Población y Migración, Alejandro Encinas Rodríguez, destacó que toda persona sin vida tiene derecho a tener un trato y sepultura digna.

Aseguró que el Gobierno de México ha asumido la gravedad de la crisis forense que se evadió durante muchos años.

Alejandro Encinas Rodríguez asumió que, desde la claridad del problema, es que se tiene que enfrentar y convocó a generar una coordinación y cooperación internacional para consolidar el trabajo iniciado entre el gobierno federal, los estados y las fiscalías, con un enfoque masivo dirigido exclusivamente a las personas desaparecidas, a fin fortalecer lo que llamó el cambio estructural de fondo con el Centro Nacional de Identificación Humana.

“Necesitamos que el cambio estructural permita al gobierno federal, en coordinación con las familias, con la sociedad civil, con los organismos internacionales, ir a enfrentar el problema de fondo», refrendó.  

La titular de la Comisión Nacional de Búsqueda (CNB), Karla Quintana Osuna, luego de contextualizar la crisis forense que se vive en el país, así como los retos en la materia, reiteró que desde la CNB y la Subsecretaría de Derechos Humanos, Población y Migración de la Secretaría de Gobernación se trabaja en la implementación de una política pública de Estado en la búsqueda de personas, mediante la aplicación de un enfoque masivo en la identificación de personas fallecidas no identificadas. Recordó que la identificación humana también es una forma de búsqueda.

Se resaltaron los resultados obtenidos en el Centro Regional de Identificación Humana, en Saltillo, Coahuila, y recientemente los trabajos que iniciaron en el Centro de Identificación Humana de Jalisco, y se hizo referencia a la creación e implementación del Centro Nacional de Identificación Humana.

La comisionada nacional reiteró la importancia de la implementación del enfoque masivo y de compartir información para la búsqueda de identificación humana con todas las autoridades involucradas y reiteró la obligación de coordinación de todas las instituciones.

El Centro Regional de Identificación Humana de Coahuila, el Centro de Identificación Humana de Jalisco, el Mecanismo Extraordinario de Identificación Forense (MEIF) y el Comité Internacional de la Cruz Roja (CICR) presentaron el trabajo realizado en la materia.

El jefe de la Unidad para América del Norte de la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE), Roberto Velasco Álvarez, dijo que desde la Cancillería se trabaja en el compromiso del gobierno federal para atender la crisis de personas desaparecidas y agradeció a la comunidad internacional, en especial Estados Unidos y Canadá, el sumarse a estos esfuerzos para encontrar una solución.

Señaló que esta situación debe ser abordada desde una perspectiva de seguridad regional, por lo que es importante la participación de nuestros socios norteamericanos.

En este encuentro estuvieron presentes personas representantes de embajadas, incluyendo de Estados Unidos de América, la Unión Europea (UE), de Alemania, así como de la Organización de Naciones Unidas (ONU), quienes compartieron sus experiencias en materia de colaboración forense en varias entidades del país.