5.DSC_3534-10-12-14El líder nacional del PRI, César Camacho, afirmó que el caso Ayotzinapa se resuelve con estricto apego a los derechos humanos y que las autoridades aplican con justicia el fincamiento de las responsabilidades penales a quienes son los enemigos de México, en el marco del 66 aniversario de la Declaración Internacional de los Derechos Humanos.

Al instalar la Comisión de Normatividad y Coordinación Política del Consejo Político Nacional del PRI, sostuvo que “conmemorar los derechos humanos  es recuperarlos, traerlos al presente, materializarlos; con ellos exigir justicia, lo que significa severidad para los criminales”.

Consideró mantener el paso del país a la par de la atención a los derechos relativos al desarrollo social, e indicó que es fundamental seguir trabajando por la integración de la vida en comunidad y la generación de oportunidades para alcanzar la prosperidad de todos los mexicanos.

Por otro lado, mencionó que en el caso de Iguala, a los involucrados en la muerte de uno y la desaparición de otros 42 estudiantes normalistas guerrerenses, se les aplica la ley con severidad, pero absoluto respeto a los derechos humanos.

En el evento estuvieron presentes el coordinador del grupo parlamentario del PRI en el Senado de la República, Emilio Gamboa; los secretarios de Organización, Asuntos Jurídicos y Acción Electoral, José Encarnación Alfaro, Sadot Sánchez y Samuel Aguilar, en ese orden, y el coordinador de Estrategia Política del CEN, Arturo Huicochea.

También las lideresas del Organismo Nacional del Mujeres Priistas y del Movimiento Territorial,  Diva Gastélum Bajo y Ana Lilia Herrera, respectivamente; el presidente de la Red de Jóvenes por México, Cristopher James Barousse, entre otros destacados funcionarios del CEN y representantes de los sectores y las organizaciones afines al PRI.    

César Camacho reiteró que el PRI mantiene su absoluto respaldo al decálogo de medidas presentado por el presidente Enrique Peña Nieto para fortalecer el Estado de Derecho, la paz, la seguridad y el desarrollo integral del país, y por ello  “hacer justica fincando las responsabilidades penales a quienes corresponda en todo hecho delictivo, significa procurar los derechos humanos”.