La aplicación de la reforma educativa, impulsada por el gobierno del expresidente Enrique Peña Nieto, provocó que cerca de 150 mil maestros tramitaran su jubilación, así lo afirmó el coordinador nacional del Servicio Profesional Docente de la Secretaría de Educación Pública (SEP), Francisco Cartas Cabrera.

Cabrera apuntó, en su participación en las audiencias públicas en materia educativa, “por eso coincidimos con la opinión de los docentes, en el sentido de que la evaluación establecida a través de la reforma educativa afectaba su estabilidad laboral, toda vez que la autoridad cesó a muchos maestros sin ninguna responsabilidad, aplicando evaluaciones estandarizadas que no toman en consideración los contextos económicos, sociales y demográficos que inciden en los procesos educativos”, explicó.

Cartas precisó que cerca de 150 mil docentes tramitaron su jubilación, a partir de las prácticas “intimidatorias de que fueron objeto para someterse a las evaluaciones”.

Asimismo, el coordinador nacional destacó que se realizaron más de 600 mil evaluaciones del desempeño a docentes y directivos, las cuales no tenían impacto en los programas de capacitación; a los maestros simplemente se les proporcionaba un listado de cursos para que seleccionaran el de su interés, sin tomar en cuenta si atendían las áreas de oportunidad que la evaluación había detectado.

El presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, envió desde diciembre una iniciativa de ley que contempla la abrogación de la reforma educativa del sexenio pasado.

Fuente: NTX