Con el fin de elevar la competitividad de pequeños productores, el Servicio Nacional de Sanidad, Inocuidad y Calidad Agroalimentaria (Senasica) planteó un esquema para que regiones y municipios obtengan certificaciones de inocuidad de manera colectiva.

Con este modelo, autoridades y productores establecerían alianzas para elaborar campañas de prevención, y control de plagas y enfermedades, lo que derivaría en que las cosechas incrementarían su valor en el mercado nacional, además de que podrían sumarse a los protocolos de exportación.

Este tipo de estrategia se ha puesto en marcha con éxito en regiones de Guerrero, donde pequeños productores de mango se organizan por municipios para emprender las acciones sanitarias necesarias para obtener la declaración de zonas libres de plagas y enfermedades, precisó la Secretaría de Agricultura.

Con esta acción, refirió en un comunicado, se eleva el precio de sus mercancías, las movilizan sin restricción y acceden a mercados competitivos, además, en el sector pecuario, los ganaderos pueden unirse a las campañas de brucelosis y tuberculosis.

En una reunión con productores y legisladores, en el marco de las mesas de trabajo que realiza el Gobierno de México con actores vinculados con el campo mexicano, el director en jefe del Senasica, Francisco Trujillo, resaltó que estos esquemas de organización también fomentan el cuidado entre los productores de zonas libres, al no permitir prácticas de riesgo que perjudiquen la región.

En ese sentido, el presidente de la Comisión de Desarrollo y Conservación Rural, Agrícola y Autosuficiencia Alimentaria de la Cámara de Diputados, Eraclio Rodríguez, dijo que trabajará de la mano con la Secretaría de Agricultura y el Senasica para hacer sinergia y defender la inversión destinada a temas agropecuarios.

Advirtió que la agricultura, ganadería y pesca deben ser temas prioritarios en la discusión del Presupuesto de Egresos de la Federación de 2020.

Fuente: NTX