El artista plástico Francisco Toledo murió este jueves a los 79 años, a causa del cáncer de pulmón que padecía, confirmaron familiares. 

Toledo fue trasladado en avioneta desde la Ciudad de México, lugar donde nació según declaró él mismo a MILENIO y donde tuvo su primera exposición individual.

El artista falleció en su casa, en la ciudad de Oaxaca. El pintor, grabador y escultor de origen juchiteco era considerado uno de los mayores artistas de México, y cuenta con amplio reconocimiento nacional e internacional.

La familia Toledo pidió respetar su dolor, y la manera en que su “padre manejó su intimidad” y agradeció el cariñó manifestado para el maestro. Además, anunció que a partir de las 23:30 horas de este 5 de septiembre en el Instituto de Artes Gráficas de Oaxaca habrá una ofrenda para despedir al oaxaqueño.

Toledo, promotor cultural Francisco

Toledo será recordado como uno de los mayores artistas de la historia para Oaxaca y México. Fue un promotor de la democracia, del respeto a los recursos naturales y luchó contra los actos de corrupción, además de acercar las expresiones artísticas a la población.

Para el maestro Toledo, el estudio, la lectura y el coleccionismo fueron factores articulados e imprescindibles para propender a la elevación espiritual de las comunidades de creadores y públicos, por lo que fue un incansable promotor cultural en Oaxaca, México y alrededor del mundo.

El juchiteco fue fundador de Instituto de Artes Gráficas de Oaxaca (IAGO), del Museo de Arte Contemporáneo de Oaxaca y la Casa de Cultura Juchitán, donde se realizaban diversas actividades encaminadas a difundir el arte y sus diversas expresiones.

Fuente: Milenio