El gobernador de Jalisco participó en la inauguración de la Feria Internacional del Libro de Guadalajara. “Cuando ‘los liberales’ que pretenden reconstruir a la nación con ‘guías morales’ le dicen a la Feria Internacional del Libro de Guadalajara: conservadora, lo único que hay que hacer es sonreír ante lo ridículo”, señaló Enrique Alfaro, gobernador de Jalisco, en referencia al mensaje del presidente López Obrador contra la FIL Guadalajara.
 
Durante la inauguración del encuentro librero que se llevó a cabo este mediodía en un salón de la ciudad de Guadalajara, el gobernador Alfaro aseguró que la FIL es un espacio libre y abierto en el que se escuchan las voces más disímbolas, y agregó: “la FIL es el lugar en el que cada año recordamos que agachar la cabeza y guardar silencio ante la sinrazón simplemente no es una opción”.
 
Ante algunas autoridades estatales y municipales del estado y representantes de la industria editorial de México, el gobernador señaló: “En estos tiempos aciagos en los que lo peor de nuestro pasado aparece todos los días, muy temprano, disfrazado de futuro prometedor, en tiempos en los que los dichos valen más que los datos, en los que la verdad y la mentira se confunden, tiempos en los que el libro o la ciencia o la academia son ignorados y atacados y desplazados por dogmas de fe, estamos obligados a dar una batalla por la defensa de las ideas y de la razón”.
 
Dijo además que esta Feria “es una caja de resonancia que no se puede silenciar, un espacio para la libertad que nos corresponde a todos defender”.

Luego de sostener que el libro y la literatura han demostrado ser un pilar de la humanidad que trasciende épocas, ideologías y gobiernos, razón por la que en todo el mundo y en diferentes épocas, existen personajes que se sienten amenazados por la literatura, que los ha llevado a casos de censura que van desde las descalificaciones hasta las quemas de libros.
 
Dijo que la literatura es en sí misma un acto de emancipación, pues nos permite distinguir entre ideologías totalitarias y formas de pensamiento que nos liberan, la literatura nos conecta y nos hace abandonar las categorías cerradas de lo correcto e incorrecto, de las izquierdas y las derechas, de los de aquí y de los de allá.
 
“Los libros hacen que las mentiras tengan fechas de caducidad, dentro de ellos yacen las ideas que pueden derrumbar el engaño y eso, precisamente eso, enfurece a los totalitarios, a los identitarios, a los fundamentalistas, a los que quieren abrir las heridas de un pasado que nos duele para convertir el odio de las personas en capital político”, señaló Enrique Alfaro.

También el rector de la Universidad de Guadalajara, Ricardo Villanueva Lomelí, hizo referencia directa al discurso del presidente López Obrador, cuando citó que hace unos días “respecto al debate sobre el espíritu crítico de esta feria” él leyó un artículo de Luis Jorge Arnaud que lo encabezaba diciendo: “Ando entre encanijado y desilusionado por ciertos comentarios presidenciales, ahora contra la Feria del Libro de Guadalajara”.
 
El rector le respondió al escritor y a los cientos de comentarios similares que leyó en las redes sociales: “Cuando alguien critique la FIL no hay que enojarse ni desilusionarse, simplemente hay que enfilarse, así la FIL se defendió solita, y así enfilados todos la defendieron ustedes. Gracias por todo su apoyo y solidaridad. Bienvenidos a la FIL donde desde hace 34 años se vale criticar. Estamos enfilados”.

Fuente: El Universal