La presidenta de la Mesa Directiva de la Cámara de Diputados, Dulce María Sauri Riancho, subrayó que la discusión en torno al cannabis no se trata sólo de responder a una resolución de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN), sino de aportar un marco regulatorio integral sobre ese tema, que involucra distintos aspectos de la vida de la sociedad y la economía de extensas regiones del país.

En la inauguración de las “Audiencias públicas sobre la minuta en materia de regulación de cannabis” consideró que la aportación que habrá de darse en estos días de intenso trabajo tiene un origen de años atrás, ya que se trata de una resolución de la SCJN que declaró inconstitucional varios artículos de la Ley General de Salud. 

Por tal motivo, dijo, la SCJN solicitó al Poder Legislativo modificar la legislación para eliminar esas partes declaradas inconstitucionales y sustituirlas por aquellas que respetaran los derechos de las personas que promovieron esta acción. 

La diputada Sauri Riancho estimó que “pasaron meses, inició esta Legislatura, y no habíamos tenido la ocasión de cumplir cabalmente la sentencia de la Corte, pero la determinación de la Cámara de Senadores, fue no sólo limitarse a corregir la Ley de Salud, sino discutir y aprobar una ley que abordara en forma integral la regulación del cannabis”. 

En las audiencias públicas, agregó, se escucharán los comentarios de quienes van a decir qué se puede mejorar, qué se debe cambiar o algún enfoque que represente la posibilidad de enriquecer esta legislación. 

Es necesario cristalizar una ley modelo

El presidente de la Junta de Coordinación Política, diputado Ignacio Mier Velazco, consideró que la discusión que hoy se emprende debe llevar a cristalizar una legislación modelo que recoja los objetivos que permita el libre desarrollo de la personalidad, a fin de que pueda tomar sus propias decisiones al libre consumo o no de los diversos productos del cannabis. 

Estimó que es necesario introducir cambios a la minuta, y de ser el caso, devolverla a la colegisladora; “cumpliremos con nuestra responsabilidad de entregar a la sociedad mexicana una ley clara, concisa y precisa”. 

Detalló que algunas áreas de oportunidad de la minuta son: perfeccionar las normas relativas a permisos y licencias de producción para autoconsumo y también para fines de comercialización; libertad personal para que el autoconsumo y estricta regulación para el mercado; justicia social; mayor equidad en la distribución de los beneficios económicos de esta actividad; que la despenalización tenga una base sólida y una legislación armónica y concatenada con las otras leyes, entre otras.

Se pronunció porque “termine la larga y perniciosa etapa de prohibicionismo en esta materia para que quienes decidan hacer uso del cannabis, no tengan que acudir a mercado ilegales para obtenerla. Que de esa forma se legalice la cadena completa de producción, distribución y venta del cannabis, pero mediante la regulación que evite estrictamente el narcomenudeo, el narcotráfico y la delincuencia organizada”. 

Desde hace años se ha exigido la despenalización del cannabis

La coordinadora del grupo parlamentario del PRD, Verónica Juárez Piña, destacó que desde hace años se ha exigido la discusión de la despenalización del cannabis como parte de una política de seguridad, que no criminalice al consumidor y que promueva el consumo responsable.

Consideró que este constituye un primer paso para garantizar libre desarrollo de la personalidad. Enfatizó que se tienen que revisar lo que tiene que ver con los requisitos del consumidor; cuál es la regulación de los clubes; por qué se permiten los comestibles y las bebidas y garantizar que el uso médico no tenga barreras. 

Importante, colaboración de fuerzas políticas para reforzar la minuta

La diputada Pilar Ortega Martínez (PAN), presidenta de la Comisión de Justicia, dijo que se tiene que escuchar a los diversos sectores involucrados en la materia, saber los puntos de preocupación y lo que consideran acertado. “Es importante dar seguimiento a cada una de las opiniones y hacer un análisis puntual a la minuta, a fin de realizar cambios que respondan a diversas preocupaciones”. 

Invitó a colaborar entre las diversas fuerzas políticas con el objetivo de generar un mejor producto legislativo frente a la demanda ciudadana y, sobre todo, ante diversas aristas que entraña esta reforma, en materia de derechos humanos y con un énfasis de salud pública. 

Necesario, conocer impactos en salud y en lo penal

Del PRI, la diputada Frinné Azuara Yarzábal comentó que para abordar esta minuta es indispensable escuchar todas las voces expertas de la sociedad civil, Instituciones y la academia, con el fin de construir acuerdos y saber el impacto que tendrá esta iniciativa en la Ley General de Salud y el Código Penal. 

Consideró que se cumple con una de las demandas más solicitadas al Congreso: reflexionar el uso recreativo, médico y social del cannabis. “Los temas son muy amplios; será una sesión enriquecedora”. 

Construcción de consensos entorno al cannabis

La presidenta de la Comisión de Salud, diputada Miroslava Sánchez Galván (Morena), expresó que las participaciones en las audiencias públicas ayudarán a contar con mayores y mejores elementos de análisis de la minuta, la cual regula la cannabis y reforma diversas disposiciones de la Ley General de Salud y el Código Penal Federal en la materia. “Las y los legisladores, somos conocedores de la alta trascendencia de esta legislación y las altas expectativas que se han hecho entorno de la misma”.

Indicó que la construcción de consensos entorno al cannabis, no sólo debe darse entre las fuerzas política de esta Cámara, sino también debe incorporar a quienes conocen del tema, desde las diferentes visiones; es decir desde lo agrícola hasta la industria, pasando por el uso lúdico y la libertad de las personas.

Regulación de cannabis, un tema controvertido

Por la Comisión de Derechos Humanos, su presidente, diputado Hugo Rafael Ruiz Lustre (Morena), señaló que la regulación del cannabis es un tema controvertido para la sociedad; por ello, la importancia de discutirlo, ya que lo que se pretende es regularlo y adecuarlo al marco constitucional.

“A los legisladores nos corresponde analizar minuciosamente la minuta, para tomar mejores decisiones y crear mejores sociedades, en protección de la misma y, en particular, de los grupos más vulnerables, niñas, niños y adolescentes”, comentó.

Fundamental, conocer visiones sobre el tema

El coordinador de MC, Tonatiuh Bravo Padilla, consideró importante conocer las diversas opiniones que puedan darse sobre la minuta. “Vimos el debate que se dio en el Senado y sabemos lo que comprende; las diferencias entre las iniciativas que han sido incorporadas, en particular, la de la ministra Olga Sánchez Cordero, así como la resolución de la Suprema Corte de Justicia de la Nación”.

También, dijo, se sabe del énfasis que la actual minuta pone para la producción y distribución, y conocemos los vacíos que hay alrededor de ello, “lo cual nos preocupa y ocupa”. Por ello, añadió, debemos tener claros los puntos y avanzar en el consenso para incorporarlos a la minuta que nos envió el Senado.