Al arrancar el despliegue del personal de la Fiscalía Especializada en Delitos Electorales (FEDE) para las elecciones del 6 de junio, el titular de esta oficina, José Agustín Ortiz Pinchetti, anunció que todo el Gabinete de Seguridad estará atento al desarrollo de las mismas.

“Toda esta preparación conduce a lo que ustedes van a hacer, por una parte están las gentes de la Fiscalía General de la República (FGR) y, por otra, muchas instituciones de Estado.

“La Guardia Nacional, la Secretaría de Seguridad (y Protección) Ciudadana, la Secretaría de Gobernación (Segob), incluso la Secretaría de Marina (Semar) y la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena)”, dijo Ortiz Pinchetti.

La FGR informó este domingo que, con mes y medio de anticipación, la FEDE arrancó con el despliegue ministerial en todo el país, con el objetivo de inhibir la comisión de delitos y garantizar comicios limpios el próximo 6 de junio.

El fiscal electoral afirmó que, en comparación con la pasada  administración, cuando se desarrolló la elección de 2018, ahora el Gobierno busca la defensa del proceso electoral.

“La gran diferencia entre este evento electoral y el pasado, es que ahora el Estado mexicano, empezando por el gobierno, se inclina a defender las elecciones”, dijo.

Ortiz Pinchetti indicó que en estos trabajos también está participando la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP), a través de la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF), para vigilar origen de los recursos de los candidatos a cargos de elección popular.

“La Secretaría de Hacienda nos está ayudando vigilando los flujos financieros para identificar aquellos que no son legítimos. Se ha hecho un frente, una mesa de protección de los candidatos.

“Hemos preparado cuidadosamente el despliegue, a través de la capacitación, primero capacitarlos a ustedes, y después capacitar a los miembros de la FGR que tienen un papel muy importante en este proceso”, explicó Ortiz Pinchetti, en la ceremonia de arranque del despliegue electoral.

Agregó que esta capacitación incluyó las reformas al artículo 19 de la Constitución, que clasifican como delito grave el uso de programas con fines electorales, lo que amerita prisión preventiva oficiosa, así como los delitos electorales que se cometen contra las mujeres, en razón de género; pero, agregó, se busca acabar con las simulaciones.

“También pretendemos acabar con la simulación, desechar aquellas denuncias que en realidad son golpes que se tiran los adversarios y que no contienen realmente sustancia”, explicó.

Hasta el momento, de las denuncias se han presentado por el proceso electoral 2020-2021, la Dirección General de Averiguaciones Previas y Control de Procesos ha descartado 78 por carecer de elementos que las sustenten.

La FGR informó que para las elecciones el 6 de junio, se han firmado convenios de colaboración con las 32 entidades del país, que incluyó la capacitación electoral para funcionarios de la FEDE, policías, peritos y fiscales de los estados.

A la ceremonia de arranque del despliegue electoral asistieron los  directores generales de Averiguaciones Previas y Control de Procesos, Gerardo García Marroquín, y de Política Criminal y Vinculación en Materia de Delitos Electorales, María de los Ángeles Lozano, entre otros.

Fuente: excelsior