Desde la Presa Malpaso, en Chiapas, el presidente Andrés Manuel López Obrador, señaló que ahora las hidroeléctricas están generando el doble, respecto al año pasado, pero cuidando que no se desborden, a fin de evitar inundaciones como las ocurridas el año pasado en Tabasco. Reiteró que la estrategia de su gobierno en este sector tiene como propósito no incrementar el precio de la luz, más allá del nivel inflacionario.

A través de un video difundido en sus redes sociales, explicó que antes el Centro Nacional de Control de Energía (Cenace) no les permitía turbinar a las hidroeléctricas públicas, en afán de privilegiar a las compañías privadas.

“Sería una historia muy larga de explicarles cómo se le daba preferencia a las empresas particulares, extranjeras, que le venden energía a la Comisión Federal de Electricidad (CFE) (mientras que) las plantas públicas, de la CFE, permanecían paradas o subutilizadas”.