Luego de aproximadamente dos horas en que colonos de Santa Ana Xalmimilulco notaran un olor a gas y la presencia de nubosidad extraña, misma que reportaron a las autoridades y fue atendida por la Coordinación Estatal de Protección Civil (CEPC), elementos de la Guardia Nacional y Seguridad Física de Petróleos Mexicanos (PEMEX).

Posterior a la activación del Protocolo de Atención por parte del CEPC, se realizó el desalojo de las viviendas cercanas a la presunta toma clandestina que abarcaba 500 metros a la redonda, asimismo se procedió a establecer un puesto de mando en la “zona fría”, desde donde los altos mandos de las diferentes corporaciones, coordinaban acciones para controlar la fuga.

Fueron pobladores de Santa Ana Xalmimilulco, quienes en un inicio habían notado la fuga de gas, sin embargo automovilistas que circulaban por la México-Puebla aseguraban poder ver la nube de gas subir hasta aproximadamente 15 metros, por lo cual los reportes fueron aumentando.

El ducto que se encontraba en inmediaciones del tramo Cactus-Guadalajara, altura con el kilómetro 612 + 000 de San Rafael Tenanyecac, municipio de Nativitas, fue controlado de manera escalonada por las autoridades, quienes poco antes de las 11 horas de este 11 de junio han reportado la zona como segura.

El incidente ocurrido entre los límites de Puebla y Tlaxcala ya es investigado por las autoridades, con la finalidad de encontrar el motivo por el cual se habría comenzado en un inicio la fuga de Gas LP, del mismo modo, pobladores de la comunidad aseguran haber notado vehículos extraños los últimos días en el campo de cultivo que allí se encuentra.

Fuente: Milenio