A tres años de ganar la elección de Andrés Manuel López Obrador el país está sumido en una profunda crisis en la que escasea el empleo, no hay crecimiento económico, seguridad, medicamentos, hay altos precios en la luz, el agua, la gasolina, la canasta básica y menos oportunidades, aseveró el dirigente del Partido Acción Nacional (PAN), Marko Cortés.
“Es como si el país hubiera retrocedido a la época de los setenta, pues además están comprometidas las libertades de pensamiento, económicas y políticas y el Presidente de la República de manera autoritaria quita recursos a funciones elementales del Estado Mexicano y se las otorga a sus caprichos personales”, sostuvo el panista a través de un comunicado.

Dijo que por tercer año consecutivo, el Presidente de la República en su informe con motivo de tres años de gobierno se dedicó a difundir mentiras y datos falsos, así como lo ha hecho diariamente en sus mañaneras. 

“Es un Presidente que gobierna solo, que decide únicamente él, que no considera ni toma en cuenta a su gabinete ni a los mandatarios estatales de todos los partidos políticos, no escucha a la oposición que fue electa por millones de mexicanos y no le interesan las causas más urgentes del país, como la salud de los ciudadanos y de los niños enfermos de cáncer”, comentó.

Basado en cifras del Instituto Mexicano del Seguro Social y del propio INEGI, Cortés informó que, en el primer trimestre del 2021, se tuvo una caída del Producto Interno Bruto de -3.6%, se perdieron 348,482 empleos y la inflación está en 6%.

Los precios de la canasta básica, continuó, se han incrementado, pese a las promesas, como la tortilla de 14 a 17 pesos, el kilo de chile serrano de 14 a 35, el jitomate de 13 a 26 pesos y el de pollo de 38 a 73 pesos.

“Además, la violencia en el país se ha desatado, estamos muy por encima de lo que se ha registrado en otros sexenios y el gobierno lo toma con ligereza, sin estrategia para combatir a los grupos criminales, más preocupado por perseguir a sus adversarios políticos que a los asesinos, feminicidas y narcotraficantes”, expuso el panista. 

Añadió que de acuerdo con el Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública, se han incrementado 26% los feminicidios, 13% los homicidios, 30% la extorsión, 21% el fraude y 28% las amenazas.

“Si al Presidente de la República se le pusiera una calificación estaría completamente reprobado, porque el país no ha avanzado en nada y, por el contrario, ha retrocedido en todo”, puntualizó. 

El líder panista expuso que el presidente aún está a tiempo de dejarse auxiliar por la oposición que puede ayudar a cambiar el destino de México; aún está a tiempo de abrirle las puertas a la sociedad civil, a quien se las ha cerrado por completo como a madres y padres de desaparecidos, mujeres, padres de niños con cáncer, empresarios que no piensan como él; “aún estamos a tiempo de corregir el rumbo del país porque ese fue el mandato de las urnas el pasado 6 de junio”.

Fuente: 24 horas