La Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE) informó que la Corte Federal de Massachusetts admitió la demanda del gobierno mexicano contra fabricantes de armas en Estados Unidos, a los cuales acusa de tener prácticas negligentes que han permitido el tráfico hacia México.

“La Corte Federal en Massachusetts aceptó el litigio presentado por el gobierno de México contra diversas empresas responsables de comercio negligente de las armas que usa la delincuencia aquí”, tuiteó el canciller Marcelo Ebrard.

A principios de este mes, la Cancillería presentó la demanda en la Corte en Boston con la cual busca que las empresas fabricantes reparen económicamente el daño en México por la introducción ilegal de armas por alrededor de 10 mil millones de dólares.

Concretamente, la demanda del gobierno del presidente López Obrador es contra las empresas Smith & Wesson, Barrett Firearms, Colt’s Manufacturing Company, Glock Inc y Sturm, Ruger & Company.

De acuerdo con la demanda, México ha sido sometido a una avalancha mortal de armas de estilo militar y otras armas particularmente letales que fluyen desde Estados Unidos a través de la frontera hasta manos criminales.

También, el gobierno mexicano acusa que casi todas las armas recuperadas en las escenas del crimen en el país —entre el 70% y el 90% de ellas— fueron traficadas desde Estados Unidos.

Desde hace años, varios gobiernos, como el de Felipe Calderón, han pedido a Washington hacer más para frenar el tráfico ilegal de armas, pero es la primera vez que el reclamo llega a los tribunales.

Fuente: Forbes