Por: Fernando Moctezuma Ojeda – @FerMoctezumaO

De los dos lados, esta moneda llamada México está para llorar. Se había aplaudido el hecho de que el bloque opositor, conformado por el PRI, el PAN y el PRD se mantenga firme y unido de cara las acciones del Gobierno, de Morena y los parásitos que le rodean.

Sin embargo, lo sucedido el viernes pasado desdibuja, y sobre todo desvirtúa toda acción que pueda llevarse a cabo a partir de ahora, por lo menos de parte de Acción Nacional; y me refiero, por supuesto a la ya famosa Carta Madrid. 

Un documento firmado, sí, por apenas 15 senadores panistas, encabezados por Julen Rementería -a quien tenía en otro concepto, por cierto-, pero que golpea duramente a toda la oposición. ‘Agarra parejo’, pues. 

Debemos partir del punto de que ni el partido VOX, de España, ni ninguna otra Institución extranjera debe fisgonear en los asuntos internos de México; y además, 15 individuos jamás lograrán representar el sentir o pensar de una Nación, cuanto menos una tan diversa y plural como lo es México. 

Es cierto, sí, que el Gobierno que encabeza Andrés Manuel López Obrador tiene a nuestro país de cabeza, pero ni por mucho estamos, como dice el membretado, secuestrados “por regímenes totalitarios de inspiración comunista”.

Y no porque Andrés Manuel sea el glorificador del pueblo, ni mucho menos, sino porque, afortunadamente, aún contamos con Instituciones sólidas, como el INE, INEGI, Coneval, Banxico, Cofece, entre otras; aún contamos con una oposición pensante -salvo 15 excepciones-, con libertades que ganamos a lo largo de la historia, como las de información y prensa, y con un pueblo que, más menos, se ha sabido defender. 

Afortunadamente no estamos ni cerca de lo que fue el Franquismo, o el Castrismo; ni en los regímenes de Musolini, o Mao. 

Lo que hicieron el PAN y el VOX no fue más que ridiculizar lo poco o mucho que se había avanzado en materia de contrapesos; y como lo escribí la semana pasada en este espacio: fomenta la división dentro de los círculos opositores. 

Al igual que en su momento lo fue el Frente Nacional (FRENA), hoy la Carta Madrid le da todos los elementos al inquilino de palacio, y a sus aplaudidores, para despotricar en contra de quienes no comparten su visiòn de país, sean de centro, o de derecha. 

Las alas radicales de cualquier ideología política nunca terminan bien, y eso debíamos saberlo ya todos a estas alturas de la historia.

Por supuesto que nadie quiere, ni se va a permitir que se imponga, un régimen comunista ni socialista, pero aún menos un régimen fascista y elitista. La pluralidad no cabe en una sola caja. 

Resulta urgente que el bloque opositor se desmarque de lo sucedido, y sobre todo que dejen detrás éste capítulo lo más pronto posible, para evitar que la brecha sembrada crezca todavía más. 

Los derechos y las libertades que ya hemos conquistado como sociedad, por ejemplo el matrimonio igualitario, el voto femenino, el derecho al aborto, el derecho a la educación, entre otros, no pueden, nunca, verse sublevados ante una oligarquía ráncia. 

Usted sabe, querido lector, que jamás he defendido a Andrés Manuel, ni a ningún otro político, y nunca lo haré, pero sí es indispensable defender los derechos sociales y el progreso que tanto izquierdas como derechas han alcanzado en todos los rubros de la vida cotidiana del mexicano. 

No volvamos a las épocas de Miguel de la Madrid, ni de Díaz Ordáz, ni de Luis Echeverría.

Dijo Jorge Luis Borges que “hay comunistas que sostienen que ser anticomunista es ser fascista. Esto es tan incomprensible como decir que no ser católico es ser mormón”. Yo: #SóloDigoLoQueVeo

JUEGO DE CARTAS:

TRANSICIÓN: En entrevista telefónica, la alcaldesa electa de la Álvaro Obregón, Lía Limón, me aseguró que la reunión que sostuvieron parte de las y los alcaldes entrantes con la jefa de Gobierno capitalino, Claudia Sheinbaum fue de cordialidad y de disposición de llevar a cabo un periodo de transición ordenado, aunque lamentó que vaya a ser ‘fast trak’. Al preguntarle si no llegaba tarde esta apertura, me enfatizó que, más allá de lo ocurrido, ahora se abocará a trabajar de frente, independientemente de lo sucedido. También me comentó que recibió ‘sólo cuatro puntadas’ en la herida que le ocasionó un elemento de Seguridad Pública a las afueras del Palacio Legislativo capitalino. //IGUALES Y PEORES: El INE multó al Partido del Trabajo con más de 199.8 millones de pesos, luego de que se comprobara el desvío de recursos públicos destinados a la operación de los Centros de Desarrollo Infantil de Nuevo León, dinero que fue depositado en la cuenta personal de la esposa del dirigente del PT. Y, bueno, la multa está muy bien, pero hasta este momento en que escribo la columna, nadie ha sido aprehendido. -Y como dijo Don Teofilito…- //UNA BUENA: El gigante alemán BMW invertirá 125 millones de dólares para lanzar su nuevo modelo Serie 2 Coupé, que ya es producido en la armadora de San Luis Potosí; esto pese a que la industria automotriz continúa lidiando con la escasez de semiconductores.

P.D: De sus otros datos, ni hablamos, ¿verdad?