Este martes 30 de noviembre está programada la sentencia a Emma Coronel Aispuro, esposa de Joaquín “El Chapo” Guzmán, por parte del juez Rudolph Contreras de la corte de Washington, Estados Unidos.

Lo anterior , después de que el juez del Tribunal de Distrito de Estados Unidos para el Distrito de Columbia, concedió una prórroga atendiendo una solicitud de los abogados y los fiscales de «tiempo adicional para prepararse adecuadamente para la sentencia».

El Departamento de Justicia estadounidense pidió cuatro años de prisión para Emma Coronel que se declaró culpable de participar en actividades de narcotráfico para el poderoso cartel de Sinaloa.

Detenida en febrero en el aeropuerto de Washington, se declaró culpable en junio de tres cargos: participación en el tráfico de drogas, blanqueo de instrumentos monetarios y transacciones con un narcotraficante extranjero.

Además de 48 meses de prisión, el equipo de la fiscalía a cargo del caso solicitado que fuera condenada a cinco años de libertad supervisada y al pago de 1,5 millones de dólares, según un documento judicial.

La exreina de belleza de 32 años, que también es influencer y aprendiz de diseñadora, fue acusada de actuar como «intermediaria» entre Joaquín «Chapo» Guzmán y sus socios, y de ayudar a dirigir el cártel de Sinaloa -uno de los más poderosos del mundo- cuando su marido estaba en prisión en México.

Según la acusación, ayudó a importar unas 450 toneladas de cocaína y 90 toneladas de heroína a Estados Unidos.

La mujer, que tiene doble nacionalidad estadounidense y mexicana, también ayudó a «El Chapo» a escapar de una prisión mexicana en 2015, según los fiscales.

El narcotraficante huyó entonces a través de un túnel de un kilómetro y medio, abierto bajo la ducha de su celda, infligiendo un duro golpe a las autoridades mexicanas.

Emma Coronel se casó con «El Chapo», 32 años mayor que ella, en 2007 y tuvo con él dos hijas gemelas. Joaquín Guzmán era considerado el narcotraficante más poderoso del mundo hasta su detención en 2016 y extradición a Estados Unidos en 2017.

Condenado en julio de 2019 a cadena perpetua tras un juicio en Nueva York, cumple su condena en una prisión de máxima seguridad en Colorado. Emma Coronel había asistido casi a diario al juicio de su marido, que duró más de tres meses entre noviembre de 2018 y febrero de 2019.

Fuente: AFP