Por tercera ocasión, los estudiantes del Centro de Investigación y Docencia Económicas (CIDE) se quedaron esperando a la directora del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt), María Elena Álvarez-Buylla, en el diálogo que había sido convocado para hoy a las 12:00 horas en el Instituto Mora, pero que al final, pospuso.

Una Comisión de 25 representantes estudiantiles, así como académicos, aguardaron al exterior del Instituto ubicado en la alcaldía Benito Juárez,  por casi media hora. No obstante, el Conacyt emitió un aviso en redes sociales en el que aclaró que se posponía la reunión por no existir las condiciones adecuadas para la interlocución, por lo cual, los estudiantes acordaron retirarse y manifestar su rechazo por la negación al diálogo de Álvarez-Buylla.

» Se pospone la reunión de diálogo convocada por el Conacyt para hoy, 13 de diciembre a las 12 horas con la comunidad del CIDE y en las instalaciones de este centro, debido a las condiciones inaceptables que pretende imponer algunos miembros de la comunidad», señaló en redes el Conacyt. 

Ante ello, los estudiantes solicitaron que el Gobierno federal disponga de un intermediario para establecer el diálogo que ponga fin al conflicto en el CIDE, y que mantiene cerradas sus instalaciones desde el 29 de noviembre.

«En reiteradas ocasiones hemos llevado la mesa de diálogo a Conacyt, en respuesta a su negativa, hoy convocamos en el Instituto Mora a la mesa de negociación, nos vemos orillados a solicitar la presencia de un intermediario del gobierno federal ante la actitud errática de la doctora María Elena Álvarez-Buylla».

Añadió que, «queda claro que la doctora Álvarez-Buylla no está dispuesta a ceder a las exigencias de la comunidad, por lo cual hoy exigimos garantías que ella está abierta negociar las demandas de nuestro pliego», expresó en un pronunciamiento Arantza Ibarrola, estudiante del CIDE.

Los estudiantes convocaron a la marcha pacífica que realizarán mañana 14 de diciembre a las 11:00 horas de la Glorieta de Insurgentes al Senado de la República junto con estudiantes de la Universidad de las Américas Puebla (UDLAP), para demandar atención a las exigencias estudiantiles. 

Fuente: Milenio