El Servicio de Administración Tributaria (SAT) aclaró que, como parte de la miscelánea fiscal de 2022, no se vigilará ni cobrará ningún tipo de impuesto por depósitos bancarios en efectivo realizado en instituciones bancarias.

“Es importante aclarar que todos aquellos depósitos que se realizan para gastos de padres a hijos o viceversa, pagos por venta de catálogo (cosméticos, utensilios de cocina y del hogar, aceites esenciales, entre otros), tandas o préstamos personales no se les vigilará, ni cobrará algún tipo de impuesto”, precisó la autoridad tributaria.

Y es que, explicaron, la propuesta que realizó la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, como parte del Paquete Económico 2022, se enfoca en que las instituciones financieras brinden información mensual –y no anual– de aquellos contribuyentes que estén bajo un proceso de alguna auditoría, fiscalización o revisión por parte del SAT.

En ese sentido, en caso de detectar alguna una incongruencia entre los gastos e ingresos de dichos contribuyentes, la autoridad tributaria podrá solicitar la información de los depósitos a las instituciones financieras que cuenten con esta información, con el objetivo de evitar defraudaciones fiscales.

“Es importante aclarar que el SAT no cobra impuestos por depósitos en efectivo y tampoco se incorporó en esta miscelánea fiscal”, reiteró la autoridad tributaria.

Fuente: 24 horas