Las remesas que captó México en noviembre marcaron tres máximos históricos que corresponden al mayor flujo acumulado en 11 meses; el ingreso más alto para un mes similar desde 1995 así como el envío promedio más grande captado por cada uno de los hogares receptores. 

Información del Banco de México muestra que el monto acumulado de los llamados migradólares que ingresó al país entre enero y noviembre de 2021, ascendió a 46,834 millones de dólares.

Esto significa que en los 11 meses del año 2021, los trabajadores desplazados enviaron a sus hogares en México recursos que superan en 36,954 millones al flujo total de remesas captadas en todo el año 2020, que de por sí fue histórico cuando se registró el ingreso de 40,605 millones.

Especialistas del Banco Mundial explican que parte de estos ingresos incorpora también envíos de centroamericanos asentados en Estados Unidos para sus familiares que están tomando a México como un país de tránsito.

La información de Banxico muestra que solo en noviembre, los trabajadores desplazados enviaron a México 4,665 millones de dólares. Este registro hila así nueve lecturas consecutivas de ingresos mensuales que superan los 4,000 millones.

De acuerdo con los datos actualizados del banco central, el giro promedio de remesas que recibieron las 1.8 millones de familias beneficiadas en noviembre, ascendió a 410 dólares, que supera los 401 dólares de octubre, cuando se marcó el primer histórico en la remesa mensual.

Fuente: el economista