Marco Antonio “N” fue detenido anoche luego de un operativo policiaco en la colonia Desarrollo Urbano Quetzalcóatl, en Iztapalapa, por el asesinato de una mujer. Además, el hombre es acusado de secuestro, y ahora de feminicidio, siendo uno de los criminales más buscados en el Bajío mexicano en la década pasada.

El asesinato ocurrió en un domicilio ubicado en el cruce de las calles Villa Fruela y Villa Pozos, donde los vecinos alertaron que Marco Antonio “N” amagaba con un machete a su esposa y a su hija menor de edad. Sin embargo, cuando policías del Sector Quetzal la Secretaría de Seguridad Ciudadana (SSC) llegaron al lugar, solamente encontraron el cadáver de la esposa. Tras un operativo, el hombre fue capturado y la menor rescatada.

Al revisar los antecedentes penales del hombre, se confirmó su identidad y sus varios ingresos a prisión por los delitos de robo calificado, secuestro, homicidio y feminicidio, siendo recluido por última vez en el penal de Guanajuato en 2013. Inclusive había sido extraditado a Estados Unidos, pero al cumplir su pena regresó a Iztapalapa con su familia, a quien terminó atacando.

Marco Antonio “N” fue trasladado al Centro de Atención a Riesgos Victimales y Adicciones de la FiscalíaGeneral de Justicia, en la colonia Doctores, por ser una considerado como una persona altamente peligrosa, además de encontrarse bajo los efectos de estupefacientes.

Por ello, requiere del resguardo de agentes de la Policía de Investigación antes de que un juez lo vincule a proceso y ordene su prisión preventiva por el delito de feminicidio.

Fuente: Milenio