El presidente Andrés Manuel López Obrador anunció una inversión pública de 60 mil millones de pesos para la construcción de una coquizadora en la refinería de Salina Cruz y otra de 60 mil millones, pero de la iniciativa privada para una planta licuefacción en el puerto de esta ciudad.

Al supervisar el corredor del Istmo, el mandatario ordenó priorizar tres proyectos para avanzar en las obras: la primera es terminar la modernización de los puertos de Salina Cruz y Coatzacoalcos así como la vía férrea que los conecta; la segunda es resolver el derecho de vía para tender un gasoducto del Golfo al Pacífico y tercero acelerar los trabajos para construir la coquizadora.

«Esa planta de licuefacción implica una inversión de alrededor 60 mil millones de pesos para Salina Cruz, 60 mil millones de pesos la construcción de la planta. Son más de tres mil empleos para Salina Cruz, entonces qué deseo, que a más tardar en un año, a más tardar tengamos tendido el gasoducto y en paralelo se lleve a cabo la licitación de la planta de licuefacción».

«Esta planta coquizadora igual que la planta de licuefacción implica una inversión también de alrededor de 60 mil millones de pesos, estamos hablando de dos plantas y una inversión de 120 mil millones en las dos plantas. Eso va a significar miles de empleos para Salina Cruz y el bienestar del pueblo», dijo.

En tanto, el mandatario pidió a la población respaldar a su gobierno frente a la aparición de «vivales» que se disfrazan de líderes para impedir el proyecto del Istmo o querer pedir moche para dar vía libre a las obras.

Puso como ejemplo el aeropuerto de Texcoco en donde un sindicato tenía el control completo de la obra y hasta vendían huachicol a los contratistas.

«Por eso tenemos que convencer a muchos y que nos ayuden cuando aparezcan vivales que los hay, que se disfrazan de líderes y dicen no vas a pasar por aquí no pasas aunque tengas el derecho de vía, porque aquí mandamos nosotros y para que pases me tienes que dar tanto o me tienes que comprar a mi la grava o me tienes que contratar a mí los camiones de volteo o me tienes que dar un moche. No estoy inventando nada y tampoco estoy hablando al tanteo», agregó.

Por Milenio