El presidente Andrés Manuel López Obrador espera que los líderes del PRI, PAN y PRD rectifiquen sobre su moratoria constitucional a través de la cual pactaron no aprobar ninguna reforma y les dijo que los legisladores “no son borregos, son representantes populares”.

“¿Cómo toman una decisión así? Pero es el coraje, ojalá rectifiquen, pero pues están muy molestos, imagínense ¿cómo va a obtener votos el PAN si se opuso al programa de la pensión a los adultos mayores por lo mismo? Porque los domina su conservadurismo, porque para ellos eso es entregar dádivas, es populismo, es paternalismo”, dijo.

López Obrador comentó que los partidos de oposición tienen muy malos dirigentes para sus simpatizantes, pues las decisiones que han tomado recientemente han resultado en favor de su movimiento, al punto de parecer aliados de la transformación. 

“El bloque conservador es parte de eso, es lo mismo, que no quieren que nos vaya bien, nada más que tienen muy malos dirigentes, asesores. (…) Si yo actuara de mala fe, hasta diría que mantengan allí a los mismos dirigentes de estos partidos, porque nos ayudan, parecen promotores de la transformación”, ironizó.