El Senado de la República guardó un minuto de silencio y expresó sus condolencias al pueblo y al gobierno del Reino Unido de la Gran Bretaña e Irlanda del Norte, por el reciente fallecimiento de la Reina Isabel II. 

El presidente de la Mesa Directiva, Alejandro Armenta Mier, dijo que fue la sexta mujer en ascender al trono británico y la monarca que más tiempo reinó, “una mujer de su tiempo, que trascendió a su época”. 

La Reina Isabel II, subrayó el senador, fue protagonista de los cambios y las decisiones que impactaron al mundo. 

La senadora Martha Lucía Micher Camarena, de Morena, recordó que Isabel II ascendió a la corona británica muy joven, porque quien debía de asumir el trono no lo aceptó. Se trató, destacó, de una reina que ha visto pasar guerras, que fue testigo de hechos históricos y acontecimientos importantísimos a nivel mundial.  

Josefina Vázquez Mota, senadora del PAN, se sumó al reconocimiento a una mujer que inició su mandato en 1952. Más allá de cualquier ideología o cualquier punto de vista partidista, asentó, se trata de una persona que tuvo, en su momento, la humildad de reconocer que debía aprender de mejor manera cómo cumplir con su mandato. 

Por el PRI, el senador Manuel Añorve Baños subrayó las aportaciones de la monarca a la paz mundial, al diálogo, “a la figura que representó durante todo su reinado y lo que representó para el mundo, hasta el último minuto de su vida”. 

Dante Delgado, senador de Movimiento Ciudadano, manifestó su solidaridad con el pueblo británico y destacó la participación creciente de las mujeres en la vida nacional, pero también el respeto al trabajo, al desempeño profesional de quien como la Reina Isabel II, desempeñó un rol muy importante en la comunidad internacional.  

La senadora Cora Cecilia Pinedo Alonso, del PT, dijo que la Reina Isabel fue un ícono para que el género femenino tuviera un reconocimiento en los espacios públicos. 

A este homenaje se sumaron los senadores, Germán Martínez Cázares, del Grupo Plural; Israel Zamora Guzmán, del PVEM; y Antonio García Conejo, del PRD.   

Las y los legisladores también guardaron un minuto de silencio, en memoria de la niña Heidi Mariana Pérez Rodríguez, fallecida el 31 de agosto.  

El senador Emilio Álvarez Icaza Longoria relató que, el pasado 31 de agosto, la pequeña de cuatro años “murió a causa de un ataque, por parte de integrantes del Ejército mexicano, al vehículo en que viajaba, junto con su hermano de siete años y su cuidadora, en Nuevo Laredo, Tamaulipas”.  

El vehículo en el que se dirigían a un hospital fue alcanzado por una ráfaga de balazos, uno de ellos hirió a la cuidadora en el hombro izquierdo y otro, a la niña Heidi en la cabeza.  

El senador Álvarez Icaza destacó que el Comité de Derechos Humanos de Nuevo Laredo presentó una queja ante la Comisión Nacional de Derechos Humanos, el mismo día en que se dieron los hechos.