En la escuela secundaria federal Constitución número 1, al menos 34 alumnos resultaron intoxicados tras inhalar gas de un tanque estacionario que se encontraba en mal estado, ocasionando vómitos y desmayos a los jóvenes.

Elementos de Protección Civil municipal, bomberos, ambulancias y paramédicos atendieron la emergencia tras ser alertados por maestros y padres de familia que se percataron de la fuga de gas. 

Los 34 estudiantes fueron trasladados en ambulancias y otros de forma particular a diversas clínicas y hospitales del estado para que recibieran atención médica; nueve de ellos presentaron cuadros graves de intoxicación, por lo que, fueron hospitalizados bajo observación médica.

El director de Protección Civil Municipal, Herbert Shroeder Bejarano, informó que, derivado de la emergencia de forma inmediata la presidenta municipal, Rosa Irene Urbina Castañeda, instruyó brindar la atención y apoyo necesarios para los estudiantes y sus familias.

Además, durante la inspección en las instalaciones de la institución educativa se halló que el tanque de gas estacionario estaba abandonado con la válvula semi-abierta, lo que pudo provocar la intoxicación a los alumnos.

El Ayuntamiento de Tapachula refrendó su compromiso y solidaridad con los padres de familia, por lo que, exhortó a esperar los resultados de las investigaciones efectuadas por las autoridades correspondientes.

Con información de Milenio