La Secretaría de Infraestructura, Comunicaciones y Transportes (SICT) aseguró que el anteproyecto de decreto para sacar las operaciones de carga en el Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (AICM) considera consultas y reuniones previas de trabajo con autoridades federales y representantes de la industria aérea.

A través de un comunicado detalló que desde principios de 2022 se realizan pláticas entre autoridades y el sector aéreo de carga con miras a cerrar los vuelos de carga en la terminal aérea de la Capital.

Detalló que desde julio del año pasado ha realizado 43 eventos con 61 grupos de la industria aérea de carga y dependencias gubernamentales federales para exponer “la conveniencia de reordenar la carga nacional y extranjera del AICM”.

Además, indicó, ha coordinado 11 visitas a las instalaciones del Aeropuerto Internacional Felipe Ángeles (AIFA) “para entender con claridad las necesidades para el inicio de operaciones; 20 mesas de trabajo con la industria para el seguimiento y atención de compromisos, y 12 reuniones específicas para conocer sus labores y mapear sus requerimientos determinados”.

La SICT apuntó que actualmente son más de mil vehículos de autotransporte de carga los que entran y salen del AICM, lo que ocasiona una congestión vial importante.

En contraste, aseveró, la planeación de vialidades en torno a la Terminal de Carga del AIFA no generará dichas afectaciones y el movimiento de carga a dicho aeropuerto contribuirá a que en el AICM se liberen las vialidades actuales, lo cual, sostuvo, mejorará las condiciones de tránsito urbanas.

“También existe una disminución del ruido generado por aeronaves de carga dedicada a las poblaciones aledañas, debido a que estas se encuentran a una distancia considerable y hay menor densidad de población en la zona de aproximación y despegue de las aeronaves.

“Es importante destacar que el AIFA, por su cercanía con el AICM, es considerada como una opción viable por el Gobierno federal, ya que cuenta con una infraestructura adecuada y eficiente para operaciones de carga, gracias a que su diseño previó una capacidad de expansión a futuro de tres millones de toneladas al año cuando alcance su máximo potencial”, indicó la dependencia.

Además, consideró, esa terminal tiene un acceso más directo a los recintos fiscales, con doble ingreso (entrada y salida de mercancía independiente), mayor capacidad en la ruta fiscal y revisiones más expeditas, debido a la transferencia electrónica de los pedimentos.
Agregó que las tarifas de aterrizaje, estacionamiento y pernocta del AIFA están entre las más bajas del país, entre 41 y 52% menos que el promedio de los aeropuertos.

La SICT añadió que, además, cuenta con áreas disponibles para desarrollos logísticos dentro del polígono, por ejemplo, áreas para segunda y tercera línea para manejo de carga previo al ingreso a la aduana.

Mencionó que el AIFA cuenta con disponibilidad de horarios para acomodar las operaciones de carga dedicada todo el día y no tiene horarios restringidos.

Finalmente, la SICT mencionó que continuará con la coordinación y realización de las mesas de trabajo con la industria aeronáutica del país, a fin de atender debidamente las necesidades operacionales y de transporte en todo el sector aéreo nacional.

Fuente: 24 horas