El Secretario de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación (SAGARPA), José Calzada Rovirosa, señaló que en el proceso de negociación del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN), se requiere firmeza, voluntad y paciencia, así como mantener una posición digna y de razón para alcanzar resultados que fortalezcan el comercio y la inversión en el sector agroalimentario en la región.
 
Durante su participación en la Reunión del Consejo Directivo de la Confederación de Cámaras Industriales (CONCAMIN), el titular de la SAGARPA reconoció el importante papel de este sector en las mesas de negociaciones del TLCAN, en un contexto donde México es mucho más competitivo que hace 22 años, con el esfuerzo y el trabajo de nuestra gente.
 
“Estoy convencido, así como la mayoría de los mexicanos, que para el país primero son los principios y después losintereses, y si nos vamos bajo esa línea nos va a ir bien, porque defendemos un trato justo para un sectoragroalimentario que para México tiene un valor de más de 95 mil millones de dólares”, afirmó.
 
Destacó que, como resultado de la estrategia nacional para diversificación de mercados de exportación y esquemas de proveeduría, se incrementa la venta de productos agropecuarios y pesqueros mexicanos a China, Japón, Corea y países de la Península Arábiga, y se logró la importación de un millón de toneladas de granos (maíz y trigo) -para uso pecuario e industrial- de Suramérica.
 
Indicó que el sector primario y agroindustrial está dando buenos resultados al país, ya que, con un valor en producción de alrededor de los 95 mil millones de dólares, se exportan casi 30 mmdd, se importan entre 24 y 25 mmdd, con una balanza comercial con el mundo de tres mil 200 mdd y más de seis mil mdd con Estados Unidos.
 
Sin embargo, el secretario José Calzada subrayó que el Gobierno de la República tiene determinado cumplir su proyecto estratégico de impulsar la producción en el campo mexicano, a través de una mejor reorientación de los programas y recursos para vincular a los pequeños productores, mujeres y jóvenes a las cadenas de valor y exportación.
 
Por su parte, el presidente de la CONCAMIN, Manuel Herrera Vega, resaltó la importante relación de trabajo entre el organismo y la dependencia federal, en el ámbito de la agroindustria y el sector agroalimentario, encabezada por un hombre comprometido con el campo, la industria y el país, como lo es Calzada Rovirosa.
 
Los representantes de la agroindustria nacional convocaron al cierre de filas para reforzar los puntos de equilibrio con sus contrapartes en Estados Unidos, en una postura que resalte los beneficios alcanzados como socios en más de 20 años del bloque comercial en Norteamérica.
 
Además, destacaron las acciones sobre la estrategia de las autoridades federales y el sector para incrementar exportaciones en nuevos mercados internacionales y fortalecer las cadenas de distribución y complementariedad de productos, a fin de integrar una red de proveeduría de granos e insumos agropecuarios.