Todas las escuelas dañadas por el sismo del 19 de septiembre del año pasado en la Ciudad de México estarán rehabilitadas antes del próximo ciclo escolar, aseguraron el director general del Instituto Nacional de Infraestructura Física Educativa (Inifed), Héctor Gutiérrez de la Garza, y el titular de la Autoridad Educativa Federal en la Ciudad de México, Luis Ignacio Sánchez Gómez, quienes precisaron que la premisa en la reconstrucción es garantizar la seguridad de las comunidades escolares.
 
En conferencia, el director general de Inifed precisó que se apoya a las autoridades educativas de las otras 10 entidades con afectaciones, para que los planteles estén listos en el próximo ciclo escolar, y precisó que los institutos locales de infraestructura física son los responsables de la ejecución de obras y administración de los recursos para la reconstrucción.
 
Informó que en la Ciudad de México, donde la prestación del servicio escolar depende de la Secretaría de Educación Pública (SEP), de 2 mil 800 planteles de educación básica, mil 830 resultaron afectados por el sismo, de los cuales mil 71 tuvieron daños menores; 750, afectaciones de moderadas a severas, y nueve, daños graves.
 
De ese total, explicó, 417 escuelas están en proceso de rehabilitación; mil 406 concluidos, y siete con trabajos pendientes porque están catalogados por el Instituto Nacional de Bellas Artes o Instituto Nacional de Antropología e Historia, por lo que se tienen labores parciales de reconstrucción.
 
Con la presencia del subsecretario de Planeación, Evaluación y Coordinación, Antonio Ávila Díaz, el titular de la Autoridad Educativa Federal en la Ciudad de México precisó que todos los niños están en clases, y abundó que los niños y niñas de 145 escuelas afectadas permanecen en otros planteles, y los de 114 inmuebles están en alguna de las mil 63 aulas móviles.
 
Se refirió al caso de la Escuela Primaria Italia, en la colonia Guerrero, en la que, pese a que se concluyan los trabajos de reconstrucción, se esperará a que se avance en las obras en una iglesia colindante, a fin de determinar que no haya riesgos para los niños.
 
A su vez, Héctor Gutiérrez de la Garza explicó que en la Ciudad de México se cuentan con mil 294 millones de pesos del Fondo de Desastres Naturales (Fonden); 578 millones del programa Escuelas al CIEN, y 60 millones del Programa de la Reforma Educativa. En tanto, Sánchez Gómez señaló que el Gobierno de la Ciudad destina unos 600 millones de pesos, y que se tiene además lo de las aseguradoras, mismas que contratan las obras de manera directa.
 
El director general del Inifed especificó que hubo 19 mil 784 escuelas dañadas, y que se cuenta con un financiamiento federal de 18 mil 347 millones de pesos, de los cuales 9 mil 116 millones son del Fonden; 6 mil 731 millones de Escuelas al CIEN; 700 millones del Programa de la Reforma Educativa, y mil 800 millones de las aseguradoras.
 
Comentó también que la información y el reporte de daños de escuelas en Chiapas, Guerrero, Hidalgo, Estado de México, Michoacán, Morelos, Oaxaca, Puebla, Tlaxcala y Veracruz es responsabilidad de cada entidad federativa, las que a través de las autoridades educativas locales informan periódicamente, a solicitud de la SEP-Inifed, sobre el estado de las obras de reconstrucción y/o rehabilitación de planteles, y reiteró que la ejecución de las distintas fuentes de financiamiento federal es responsabilidad de los gobiernos a través de los institutos locales de infraestructura.