El Gobierno del Estado de México trabajará en coordinación con la Legislatura local, privilegiando el diálogo para construir acuerdos y con respeto a la soberanía del Poder Legislativo, destacó el gobernador Alfredo del Mazo Maza.

Con ello coadyuvará a mantener la estabilidad política que caracteriza a la entidad, pero sobre todo, generar alianzas que permitan el desarrollo de la población, añadió a su arribo a la casa del Congreso de la entidad.

“Por ello, el gobierno respetará la soberanía del Poder Legislativo y le ofrece una colaboración permanente, buscando en todo momento que las determinaciones que tome el Congreso sean para beneficio de cada mexiquense, resaltó el mandatario estatal.

Sostuvo que la LX Legislatura mexiquense, que hoy abrió su periodo ordinario de sesiones, se conducirá con responsabilidad, mediante “una actuación comprometida con las instituciones, tendrán la mayor determinación para mantener la estabilidad política sobre la que por tantos años ha descansado la gobernabilidad en el Estado de México”.

En el recinto legislativo y luego de escuchar los posicionamientos de las bancadas, el mandatario estatal ofreció un diálogo permanente y constructivo para que los poderes Ejecutivo y Legislativo encuentren soluciones a los retos de la entidad.

Ello, agregó, sin menoscabo de sus respectivas atribuciones y con respeto a las normas de convivencia que rigen la vida parlamentaria y la relación del Congreso con el Gobierno estatal.

Asimismo, tendió la mano a todas las fuerzas políticas representadas en la legislatura local y señaló que, como resultado de la vocación democrática de los mexiquenses y de la solidez institucional, hay un Congreso mexiquense con una mayoría perteneciente a un partido distinto al que encabeza el gobernador.

“La conformación de la LX Legislatura es un reflejo de esta evolución democrática, y una consecuencia de la vida institucional, fuerte, pacífica y estable, que distingue y enorgullece al Estado de México”, subrayó.

Del Mazo Maza indicó que a través de la construcción de alianzas se fortalece el desarrollo y progreso de cada mexiquense, a fin de convertir a la entidad en un estado solidario, justo, igualitario y con equidad.

“Demos un ejemplo al resto del país. Construyamos una alianza política que fortalezca el desarrollo de cada mexiquense. Hagamos de la coincidencia, del entendimiento a través del diálogo y del respeto irrenunciable a la voluntad de progreso de los mexiquenses, los valores políticos de esta época”, resaltó.

De acuerdo con el gobernador, su administración comparte la visión y los objetivos de la LX Legislatura local, que es hacer del Estado de México una entidad que ofrece oportunidades en condiciones de igualdad y equidad, una tierra justa y un ejemplo de bienestar para las familias.

En este sentido, reiteró el compromiso del gobierno mexiquense de trabajar con los poderes Legislativo y Judicial, en beneficio de las causas sociales, mediante el impulso a las familias y en busca del fortalecimiento integral de las comunidades, así como entablar un diálogo permanente y constructivo con el Congreso estatal para encontrar soluciones con talento, responsabilidad y visión incluyente a los retos en la entidad.

“Este Gobierno escucha el mensaje de los electores. El día de hoy celebro junto con ustedes esta nueva etapa del Poder Legislativo, que dará mayor legitimidad, estabilidad y solidez a nuestras instituciones”, añadió.

Señaló que uno de los temas centrales que se abordarán durante el primer periodo ordinario de sesiones será el análisis, modificación y aprobación del Paquete Presupuestal 2019.

Dicho presupuesto, aseguró el mandatario estatal, será responsable y con vocación social, que responda a la disminución de la pobreza, marginación y desigualdades que existen en la entidad, así como para generar la atracción de más inversiones y la creación de fuentes de empleo.

“La discusión y eventual aprobación del presupuesto es un inmejorable punto de partida para diseñar una agenda legislativa que sirva a los propósitos en los que todos coincidimos. Recordemos que nuestro deber es para con la ciudadanía y nuestra única prioridad debe ser su bienestar”, apuntó.

El gobernador Del Mazo resaltó que es tiempo de construir un proyecto común, en el que el único objetivo sea el desarrollo de las familias mexiquenses para hacer del Estado de México una entidad más justa, pareja y fuerte.

En sus posicionamientos, los diputados locales coincidieron en que los tiempos electorales han quedado en el pasado y es tiempo de iniciar un cambio e impulsar agendas legislativas que permitan afrontar los retos del Estado de México, siempre velando por los intereses, bienestar y el cuidado de la población mexiquense.