La Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) negó suspender la aplicación del “Acuerdo por el que se dispone de la Fuerza Armada permanente para llevar a cabo tareas de seguridad pública de manera extraordinaria, regulada, fiscalizada, subordinada y complementaria”, publicado el 11 de mayo pasado.

La ministra Margarita Rios Farjat admitió a trámite la controversia constitucional en contra de dicho acuerdo, sin embargo, se negó a suspender su aplicación hasta que la SCJN determine si es o no constitucional.

Se trata del acuerdo presidencial derivado de las reformas constitucionales del año pasado, para la creación de la Guardia Nacional (GN). La norma impugnada permite que elementos de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena), y de la Marina (Semar), apoyen las labores de la nueva corporación durante sus primeros cinco años, para consolidar sus labores de seguridad pública.

Hasta el momento, Ríos Farjat ha admitido a trámite las controversias que sobre el mismo tema han promovido el estado de Michoacán, la presidenta de la mesa directiva de la Cámara de Diputados y ahora el municipio de Colima, pero en ninguno de los tres casos ha otorgado la suspensión, por lo cual el acuerdo seguirá en aplicación.

Resta aún otra controversia, interpuesta por el ayuntamiento de Pabellón de Artega, Aguascalientes, a quien la ministra le solicitó que aclarara los términos de su demanda.

Fuente: La Jornada