Los dos mil millones de pesos del premio de la rifa del equivalente al valor del avión presidencial “están asegurados”, aunque sigue el litigio porque se trata de recursos que provienen de una defraudación y aseguró la Fiscalía General de la República, afirmó el presidente Andrés Manuel López Obrador.

Después de que el cheque que entregó la FGR no fue aceptado por el Instituto para Devolver al Pueblo lo Robado durante la gestión de Jaime Cárdenas, el mandatario respondió que es un “asunto de procedimiento, de trámite, pero está asegurado el dinero”.

Resaltó que el aval es la FGR, “que  fue la que entregó el cheque y nosotros le creemos a la fiscalía. Desde luego está demostrada la integridad del fiscal, Alejandro Gertz Manero. Es un asunto de procedimiento; entregaron ese cheque, (pero) como sigue el juicio porque hay una defraudación, como dicen los abogados probable o presunta para no violar el debido proceso, sigue el litigio, pero esta asegurado el dinero”·.

Afirmó: “si desaparece el dinero tendrían que renunciar el presidente y el fiscal; pero no solo renunciar, sino ser procesados”.

En conferencia de prensa, López Obrador advirtió que se busca confundir con lo que ocurre en este caso. “La calumnia cuando no mancha, tizna”, sostuvo.

Fuente: la jornada