El Presidente Andrés Manuel López Obrador analiza presentar ante la Organización de las Naciones Unidas (ONU) una propuesta para que todos los países colonialistas devuelvan las piezas históricas que pertenecen a otras naciones, adelantó en La Mañanera de hoy.

“En el extranjero hay piezas, códices que demuestran la grandeza cultural de México, por eso fue Beatriz (su esposa) a Francia, fue a Italia, Austria. Hablé por teléfono con el presidente de Alemania (Frank-Walter Steinmeier) y estamos haciendo gestiones con el Instituto Nacional de Antropología y con la Secretaría de Relaciones Exteriores para ver qué podemos traer, qué podemos exhibir en México, que nuestro pueblo conozca piezas que se llevaron y son desconocidas, estamos haciendo ese esfuerzo.

“No es un asunto fácil porque hay mucha piratería, las naciones que tienen estas piezas no quieren devolverlas, yo estoy pensando seriamente en que presentemos una iniciativa en la ONU para que todo ese patrimonio histórico regrese a los pueblos de donde sean originarias esas piezas, y que sea un acto voluntario de quienes posean esas piezas porque es parte de una política colonialista que ya no debe permitirse en el mundo”.

Recordó que el próximo año, México alista una serie de celebraciones para conmemorar 500 años de la Conquista y 200 años de la consumación de la Independencia.

Aunque no precisó cuáles, indicó que esa propuesta la motiva la actitud de algunos países.

El mandatario resaltó que Beatriz Gutiérrez, también presidenta del consejo honorario de la Coordinación Presidencial de Memoria Histórica, ha avanzado en esas gestiones de préstamo.

Ayer, el nuncio apostólico en México del Vaticano, Franco Coppola,  descartó que su Estado pueda prestar los códices solicitados pues al ser archivos históricos, las leyes mexicanas impedirían que salieran de nuevo del país, por lo que el préstamo podría ser realmente un regalo.

El Gobierno de México también pretende que Austria regrese el penacho de Moctezuma.

Fuente: 24 horas