Familiares y amigos de los tres empleados del Sanborns que desaparecieron desde el 29 de noviembre de 2019 en Lindavista protestaron frente a la Fiscalía General de la República.

Los manifestantes exigieron a las autoridades esclarecer el caso de las víctimas, quienes desaparecieron luego de cumplir con su jornada laboral.

Los familiares acusaron a la Fiscalía General de justicia de la Ciudad de México de no dar resultados sobre la investigación, además de considerar que los esfuerzos no han sido suficientes.

Desde el 3 de noviembre la Fiscalía capitalina ofreció una recompensa de millón y medio de pesos por información que permita localizar a los jóvenes.

En la pared frente a la entrada de la FGR, los manifestantes colocaron mosaicos con el rostro de sus familiares desaparecidos, además de entregar una copia de la carpeta de investigación del caso.

Fuente: agencias