Durante 2021 la política de austeridad será fortalecida, puesto que aún existe “mucho gasto superfluo” en la administración, afirmó el presidente Andrés Manuel López Obrador durante La Mañanera.

“Hace falta reducir más el gasto del gobierno, para que no le cueste tanto al pueblo mantenerlo”, indicó.

Dijo que se continuará con la reducción de los aparatos burocráticos, con lo que sería posible liberar fondos para sectores como educación, salud y bienestar de la población.

“Si todo el presupuesto lo consumen los aparatos burocráticos, no le llega nada a la gente y así estaba el gobierno anterior, ensimismado”, agregó. 

Destacó que hubo un gasto de 3 mil 600 millones de pesos durante el último año de la administración pasada, mientras que en 2020 fueron ejercidos 550 millones, gracias a la política de austeridad.

En este sentido, precisó que “se hizo un ajuste a todo el gasto superfluo y a los lujos que habían en el gobierno, pero todavía se sigue gastando mucho en cuestiones que no son fundamentales”.

Con la desaparición de los fideicomisos, dijo, fueron ahorrados alrededor de 60 mil millones de pesos, lo que equivale al doble del presupuesto que será destinado a la adquisición de vacunas contra el covid-19.

Le revisión a los gastos de gobierno en 2021 se realizará sin afectar a los trabajadores, pero serán analizadas distintas dependencias que están dispuestas para realizar trabajos similares, como el caso del Instituto Federal de Telecomunicaciones y la Secretaría de Comunicaciones.

Fuente: Milenio