La Fiscalía General del Estado de Jalisco (FGE) ofrece una recompensa de un millón de pesos por información para localizar a dos personas que posiblemente están relacionadas con el asesinato del exgobernador Aristóteles Sandoval, cometido el 18 de diciembre de 2020.

El fiscal de Jalisco, Gerardo Octavio Solis, señaló en conferencia de prensa que las investigaciones han arrojado que estas personas, un hombre y una mujer, pudieron haber participado directamente en los hechos.

“Como parte de estos avances se tienen identificadas a dos personas, un hombre y una mujer, que pudieran tener relación con los hechos, la fiscalía ofrece un millón de pesos de recompensa para quien proporcione datos certeros sobre cada uno de ellos”, dijo Solis.

El fiscal agregó que la cifra de la recompensa puede aumentar dependiendo de la información proporcionada, y afirmó que la identidad de quienes colaboren será reservada.

Para ello, puso a disposición de la ciudadanía el correo electrónico recompensas.fiscalía@jalisco.gob.mx.

El fiscal mencionó además que hasta este momento se han vinculado a proceso a cuatro personas, se encuentran pendientes tres órdenes de aprehensión y se han realizado diversos cateos para obtener datos de prueba.

Respecto a las órdenes de aprehensión, la última se cumplimentó el pasado 7 de enero y se trata de Alex ‘N’, empleado del bar Distrito 5 de Puerto Vallarta donde se perpetró el ataque contra Sandoval Díaz.

Según las indagatorias, Alex ‘N’, así como María ‘N’ y Cassandra ‘N’, detenidas el 29 de diciembre, habrían participado en la alteración de la escena del crimen.

El pasado 4 de enero, la Fiscalía de Jalisco mostró dos videos del interior del restaurante-bar Distrito 5 en los que se observa al personal limpiando el lugar del ataque.

La primera detención por estos hechos se logró el 22 de diciembre. Se trató de Raúl ‘N’, quien fue capturado en flagrancia durante un cateo en el que se decomisaron varios vehículos.

De acuerdo con el fiscal Octavio Solís, este sujeto no contaba con orden de aprehensión, pero al ofrecer dinero a los elementos de seguridad fue imputado y vinculado a proceso por el delito de cohecho.

La madrugada del viernes 18 de diciembre, Aristóteles Sandoval estaba en el Distrito 5 acompañado por otras tres personas, dos hombres y una mujer. El exgobernador fue al baño, donde un sujeto le disparó por la espalda.

Los escoltas del exmandatario estatal intentaron llevarlo a urgencias, pero al salir del restaurante bar fueron recibidos con disparos. Sandoval, el gobernador más joven que ha tenido Jalisco, falleció en el hospital.

Fuente: Expansión Política