La Fiscalía General del Estado (FGE) y la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana (SSPC) detuvieron esta mañana a 95 normalistas, luego de los operativos de desalojo realizados en tres puntos de la ciudad, donde los estudiantes se movilizaron esta mañana para continuar con sus acciones de bloqueo y toma de vialidades para exigir al gobierno estatal el cumplimiento de sus demandas.

Con gases lacrimógenos y toletes, cientos de policías estatales antimotines desalojaron a los estudiantes de la Escuela Normal Rural Mactumatzá que habían tomado la salida poniente de la capital del estado, en el tramo conocido como La Pochota, así como la caseta de cobro de Chiapa de Corzo, de la autopista a San Cristóbal de Las Casas, además del Libramiento Norte Poniente de la capital del estado, en un crucero ubicado a menos de 700 metros de la misma sede de los normalistas.

Tras los operativos simultáneos, la FGE y la SSPC detuvieron a 74 mujeres y 21 varones, que en el choque con la policía usaron palos, piedras, cohetones y bombas molotov, para defenderse de los uniformados.

La FGE dijo que, aplicando el estado de derecho, elementos antimotines de un grupo interinstitucional realizó un operativo bajo los protocolos de desalojo que marca la ley, previo diálogo, agotando los medios de conciliación necesarios para evitar esa acción.

Los detenidos –21 hombres y 74 mujeres– realizaban diversos actos vandálicos, retención de unidades de empresas transnacionales, unidades del servicio de transporte público de pasaje y daños en edificios públicos, entre otros ilícitos, apuntó.

Asimismo, señaló que aseguraron a los normalistas dos vehículos donde transportaban artefactos explosivos (cohetones), y se recuperaron cuatro autobuses que mantenían retenidos de manera ilegal.

Posteriormente, en otro dispositivo policiaco, se recuperaron tres vehículos propiedad de empresas particulares (Barcel y Bimbo) y de Petróleos Mexicanos (una pipa cargada con diésel), que permanecían retenidos por el mismo grupo de personas en el bulevar Vicente Fox Quesada de Tuxtla Gutiérrez, en la zona norponiente de la ciudad; además, se aseguró otro vehículo que transportaba artefactos explosivos.

El pasado martes 11, los mismos normalistas retuvieron varias unidades de transporte de la empresa Ómnibus Cristóbal Colón y bloquearon la vía pública en la entrada poniente (La Pochota) de Tuxtla Gutiérrez, causando afectaciones al libre tránsito.

Un día después causaron daños a edificios públicos y autos particulares, y el domingo 16 retuvieron un tráiler de la empresa Femsa cargado con refrescos. La mercancía fue saqueada.

De acuerdo con el gobierno de Chiapas, se ha atendido de manera permanente a la Escuela Normal Rural Mactumactzá, tanto en mesas de diálogo para escuchar sus demandas, como de manera económica para cubrir las necesidades de la escuela, y tan solo en lo que va de este año –apuntó– ha recibido 4 millones 539 mil 800 pesos, por partidas federal y estatal, beneficiando a 487 alumnos y dando cumplimiento a compromisos de gobiernos anteriores.

Con el aumento de matrícula, el presupuesto anual también ha aumentado de forma proporcional por concepto de alimentos, uniformes, entre otros apoyos que se les otorga, sin reducir ninguna de sus partidas, y para este 2021 se dispersarán más de 35.5 millones de pesos en total, lo cual se libera mensualmente.

Además, abundó, cada alumno recibe la cantidad de 73 mil 58 pesos en diversos apoyos, la Beca “Benito Juárez” por un monto de 4 mil 400 pesos bimestrales y otros estímulos.

También señaló que la institución académica se favorecerá con la construcción de dormitorios, con una inversión de 30 millones de pesos, así como obras por más de 5 millones de pesos para el desarrollo de áreas sustantivas, a fin de que quienes requieran albergarse ahí, reciban un servicio gratuito, digno y seguro.

Organizaciones sociales y civiles, campesinas e indígenas, respaldaron a los normalistas y exigieron un alto a la “represión” contra los estudiantes de la Mactumatzá. Pedro Gómez Bámaca, líder en Chiapas de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE), demandó la libertad de los detenidos.

A su vez, Eric Bautista, de la MOCRI-CNPA-MN, señaló que en Chiapas se está dando un linchamiento mediático en contra de los estudiantes. Señaló que, si bien se han dado mesas de trabajo con representantes de gobierno y educativas, “la realidad es que éstas no tienen ni la capacidad ni la disposición de solucionar los problemas de fondo, por el contrario, en las mesas confrontan, provocan e impulsan el rompimiento del diálogo”.

Añadió: “Los funcionarios son insensibles y provocadores que actúan más como porros gubernamentales”.

Y denunció que el gobierno de Chiapas, a través de los diversos medios, “difunde una falsa imagen de bienestar y desarrollo social que no es más que una réplica del discurso nacional, pues el actual gobernador es un eco de su homólogo nacional”.

Asimismo, exigió que se respete la integridad de los estudiantes de la Escuela Normal Rural Mactumactzá detenidos, “se dé su inmediata presentación con vida, se les ponga en libertad inmediata y se establezcan los mecanismos reales para solucionar el pliego petitorio del estudiantado”.

Por su lado, cámaras empresariales, colegios y asociaciones de profesionistas y otros gremios comerciales condenaron las tomas de carreteras y bloqueos por parte de los estudiantes, y pidieron al gobierno de Chiapas “todo el peso de la Ley” en contra de quienes “desestabilizan o atentan contra el estado de Derecho”.

Fuente: Proceso