Este sábado se registró un terremoto en el sur de Haití de una magnitud de 7,2 de acuerdo al Servicio Geológico de EE.UU. (USGS, por sus siglas en inglés) que dejó al menos 29 muertos y decenas de personas heridas.

Jerry Chandler, director de la oficina de Protección Civil de Haití, le confirmó a varios medios, entre ellos la agencia de noticias AP, la cifra de víctimas fatales.

El terremoto ocurre pocos días antes del posible arribo de la tormenta tropical Grace.

Según el reporte del USGS, el epicentro del sismo se ubicó a unos 12 kilómetros al noreste de la ciudad de Saint-Louis du Sud.

Las autoridades locales reportaron daños estructurales en la ciudad de Jérémie y Les Cayes, además de la capital, Puerto Príncipe.

Por su parte, el primer ministro del país, Ariel Henry, señaló que la situación del país por el sismo es «dramática» y añadió que este había provocado «varias pérdidas de vidas humanas y materiales» en varios departamentos del país.

En su cuenta de Twitter, el primer ministro hizo un llamado a «al espíritu de solidaridad y compromiso de todos los haitianos» para afrontar «esta dramática situación que vivimos actualmente» a causa del terremoto que se registró este sábado.

Henry anunció que ha movilizado «a todo el equipo del Gobierno para adoptar urgentemente todas las medidas necesarias» y para evaluar «la situación en su conjunto».

De acuerdo a la agencia de noticias AFP, en redes sociales las personas comenzaron a compartir imágenes de edificios afectados por el sismo en la región norte del país.

«Muchas casas están destruidas, personas muertas y algunas en el hospital», dijo Christella Saint Hilaire, que vive cerca del epicentro a esta agencia de noticias.

La agencia Reuters reportó que la situación más difícil en la ciudad de Les Cayes, donde residen 129.000 personas. Allí varios testigos señalaron el colapso de varios edificios, entre ellos un hotel.