La tarde de hoy, personal de Grupo Beta del Instituto Nacional de Migración (INM) y de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) lograron la reunificación de una mujer migrante de origen venezolano con su hija de tres años, la cual fue localizada en el municipio de Huixtla en compañía de un joven de la misma nacionalidad.

La menor de edad y su madre quedaron separadas durante las acciones de control y verificación llevadas a cabo durante la madrugada de ayer en la comunidad de Huixtla, Chiapas.

Como parte de las tareas humanitarias, de inmediato se inició la búsqueda de la niña y se notificó de lo sucedido a la representación de la Fiscalía General de la República (FGR) en la entidad.

Una vez localizada, a las 12:10 horas de hoy, y corroborar que se trataba de la menor extraviada, se dio aviso a su mamá, quien estaba acompañada de su hermana (tía de pequeña migrante).

De esa manera, personal de Grupo Beta en Chiapas y de la CNDH trasladaron a la madre y hermana a la entrada del municipio de Huixtla, donde ya se encontraba la niña de tres años en compañía del joven de 19 años de edad.

Con su hija en los brazos, la mamá migrante agradeció la ayuda brindada por la CNDH, Grupo Beta y a las autoridades que hicieron posible su localización y cuidado.

El INM, dependiente de la Secretaría de Gobernación, refrenda su compromiso por la salvaguarda de los derechos de quienes se encuentran en contexto de movilidad, con especial atención a quienes integran los grupos vulnerables, como niñas, niños y adolescentes.