Oaxaca volvió a hacer historia, al convertirse en la segunda entidad de la República que aprueba que los menores de edad puedan ejercer su derecho de decidir sobre su identidad de género.

Con 29 votos a favor, el Congreso del estado aprobó reformar su código civil para que a partir de los 12 años, los adolescentes puedan elegir la identidad de género que aparece en sus actas de nacimiento.

La iniciativa fue presentada por la diputada local Magaly López Domínguez, quien también impulsó las propuestas de la prohibición de la venta de comida chatarra a menores de edad y el declarar a los concursos de belleza como “violencia simbólica” en contra de las mujeres.

“¡Lo Logramos! Congreso de Oaxaca aprobó la propuesta de su servidora y reformó el código civil, con ello, se establece que menores de edad podrán elegir su identidad de género”, expresó la legisladora en su cuenta de Twitter.

La reforma aprobada fue al artículo 137 del código civil, en el que se establecía que las rectificaciones o modificaciones al acta de nacimiento solo se podrían utilizar bajo los siguientes supuestos:

  • Cuando hubiera error de los datos contenidos en el acta respectiva.
  • Por enmienda, cuando se solicite variar, agregar o suprimir un nombre o alguna otra circunstancia esencial del acto registrado.
  • Cuando una persona solicite el reconocimiento de su identidad de género, en el ejercicio al libre desarrollo de la personalidad (la norma solo era aplicable para mayores de 18 años).

Ahora, el código civil garantizará este derecho a las personas adolescentes, aunque con el consentimiento de los padres de familia; esto es porque, ante la ley, son menores de edad.

Para la reasignación de género en el acta de nacimiento, los padres de familia o tutores tendrán que acudir a la Oficialía del Registro Civil, presentar identificación oficial y manifestar, en compañía del menor de edad, la decisión respecto a cómo quiere ser identificado.

Fuente: expansión política