Por: Fernando Moctezuma Ojeda – @FerMoctezumaO 

Sun Tzu redactó en su libro “El Arte de la Guerra”, escrito en China durante la época de los Reinos Combatientes (481- 221 a.C. )., que “el arte de la guerra es someter al enemigo sin luchar”. Tantos siglos después, el presidente Andrés Manuel López Obrador aplica esta máxima a la perfección, y sin pudor alguno, somete a quienes considera sus enemigos. 

Usted me dirá que eso no es nuevo, y estoy completamente de acuerdo; pero ahora ya cambió de enemigo. En su infinito desprecio a la ciencia y el conocimiento, como lo hizo con la UNAM, ahora va contra el Centro‌ ‌de‌ ‌Investigación‌ ‌y‌ ‌Docencia‌ ‌Económicas‌ ‌(CIDE), en el que pretende, a través de su alfil, María Elena Álvarez-Buylla, incrustar a José Antonio Romero Tellaeche como un director a las órdenes del Líder del Ejecutivo. 

Desde siempre hemos visto cómo Andrés Manuel mira el progreso como una amenaza. No sólo en lo académico y científico, sino también en lo social, económico, político, e incluso médico.

En 2018, cuando ésta columna no existía pero ardían las redes sociales en época electoral, escribí en Twitter: “Cuidado con la frase de que “no se requiere tanta ciencia” para hacer las cosas. Ese desdén es propio de la ignorancia”. Y aquí estamos, tres años después. 

Creer que “no se requiere tanta ciencia” para hacer las cosas es anclarse en la mediocridad y el conformismo, y eso es algo que no necesitamos los mexicanos, ni nos hará nada bien; al contrario. Nos hunde y atrasa decenas de años en comparación con el resto del mundo. 

Otro ejemplo en contra del progreso político-social es su vilipendio al INE, al que, a todas luces, pretende sofocar hasta el exterminio. Es decir, te ordeno realizar una consulta, pero no te doy los recursos para llevarla a cabo y acuso que tus salarios son excesivos, no importa que sean mis propios legisladores quienes aprueben el mismo. Luego, por no poder cumplir mis caprichos te acuso de adversario neoliberal y regreso el control de tus actividades a mis manos. ¡Et voila! 

Pero lo más preocupante aquí ya no es el comportamiento por todos conocido del inquilino de Palacio; sino la pasividad y descoordinación de la oposición, que aparentemente, sí está moralmente derrotada.

Un Marko Cortés derrotista, Alito Moreno entreguista, un Jesús Zambrano inexistente y un Clemente Castañeda solitario; todos velando por los intereses individuales, sin visión ni rumbo; además de una historia por todos conocida que no los deja bien parados bajo ninguna circunstancia. ¿Dónde están todos? 

Dijo Napoleón que “no debes luchar demasiado con un enemigo o le enseñarás tu arte de la guerra”. Yo: #SóloDigoLoQueVeo.

JUEGO DE CARTAS:

CÓRDOVA: El presunto violador y abusador sexual de mujeres, y también senador por Morena, Félix Salgado Macedonio, alias “el Toro”, «destapó» al consejero presidente del Instituto Nacional Electoral (INE), Lorenzo Córdova, como supuesto candidato del PAN para las elecciones presidenciales de 2024. En su cuenta de Twitter, “el Toro”, calificó a Córdova Vianello como un “verdadero malandro, que asalta en despoblado», y aprovechó para reprocharle el no renunciar a sus «primas bien altotas (sic), la quinquenal, la vacacional y su aguinaldo de 340 mil pesos». //ALCOCER: La mañana del pasado viernes trascendió la noticia de que, el aún Secretario de Salud, Jorge Alcocer Varela habría presentado su renuncia al presidente “para dedicarse a su familia”. Acto seguido, llamé a mi fuente dentro de la dependencia quien desmintió la información, y posteriormente el vocero de la presidencia, Jesús Ramirez Cuevas publicó un tuit en el que presentaba la intervención de Alcocer en el Congreso Internacional Salud Mental y Prevención de las Adicciones, “para quienes les preocupan los rumores falsos sobre su renuncia”. Yo sólo digo que si el río suena… //TRANS: El pasado jueves le compartí en mi cuenta de Twitter un hecho alarmante: en México se cometen más crímenes de odio en contra de las personas trans (personas que se identifican con el sexo opuesto al que les fue asignado al nacer), que en paises como Pakistan, la India o Filipinas. De acuerdo con Statista, entre octubre de 2020 y septiembre de 2021 en México fueron asesinadas 65 personas trans; 53 en Estados Unidos y Honduras, 25 en Colombia, 14 en Argentina y 125 en Brasil. Cifras horrorizantes que sólo demuestran el odio y la misoginia que aún impera en nuestro continente. 

P.D: No termina una campaña y ya empieza otra