Luego de que el día 16 de diciembre una pareja originaria de Mazatlán diera positivo a la COVID-19 después de llegar de un viaje de Francia, se despertaron las sospechas de que portaban la variante Ómicron, fue hasta la noche del 24 de diciembre que la Secretaría de Salud del Estado confirmó la  sospecha en el paciente masculino.

El Secretario de Salud estatal, Hector Melesio Cuén informó que la pareja llegó a México el 13 de diciembre, viajó de Mazatlán a Guadalajara el día 15 y llegó a Culiacán el 16 del mismo mes, fue en ese momento cuando presentó síntomas y se realizaron las pruebas correspondientes que fueron enviadas al Instituto de Diagnóstico y Referencia Epidemiológicos (Indre).

El paciente con la variante Ómicron cuenta con 33 años de edad y reside en la Ciudad de México, hasta el momento no se ha descartado la posibilidad de que su esposa también cuente con la misma variante.

Las autoridades de salud del estado exhortan a la ciudadanía a no bajar la guardia en estas celebraciones decembrinas y se pide seguir con los protocolos de bioseguridad.

Fuente: sinembargo