La Sala Especializada del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) determinó que la asistencia y participación de diversas personas del servicio público vulneraron los principios de equidad, imparcialidad y neutralidad en la contienda en los pasados procesos electorales locales.

Los señalados fueron el titular de la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE), Marcelo Ebrard; jefa de gobierno de la Ciudad de México, Claudia Sheinbaum, y las gobernadoras de Colima, Indira Vizcaíno, y Layda Sansores, respectivamente.

Dichos funcionarios vulneraron los principios de equidad, imparcialidad y neutralidad con motivo de su asistencia y participación en un par de eventos para apoyar a Julio Ramón Menchaca Salazar, entonces candidato al gobierno de Hidalgo, así como de Américo Villarreal, en Tamaulipas.

Además, se acreditó el beneficio que el candidato tuvo con la asistencia de las referidas servidoras públicas a sus eventos de campaña.

Por otro lado, la Sala Especializada declaró otra vulneración a los principios de imparcialidad y equidad de la Jefa de Gobierno de la Ciudad de México, Claudia Sheinbaum, con su asistencia a un acto de campaña realizado el 24 de abril en Quintana Roo, en el que emitió expresiones de apoyo a Mara Lezama, otrora candidata a gobernadora.

La Sala Especializada dio vista a los congresos de la Ciudad de México, Campeche, Colima y el Órgano Interno de Control de la Secretaría de Relaciones Exteriores, para que determinen lo que en derecho proceda sobre la responsabilidad de los servidores públicos.

Fuente: 24 horas