La Secretaría de Cultura del Gobierno de México y el Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) condenaron enérgicamente la subasta anunciada por la casa francesa Maison de Vente Millon et Associétes que se llevará a cabo el próximo martes 20 de septiembre y en la que se ofertan 17 objetos arqueológicos que forman parte del patrimonio cultural de México.

Las dependencias interpusieron la denuncia correspondiente ante la Fiscalía General de la República (FGR) y notificaron a la Interpol de los hechos.

Asimismo, se solicitó a la Consultoría Jurídica de la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE), la asistencia diplomática para llevar a cabo las acciones pertinentes que permitan proteger las piezas, detalló el instituto en un comunicado compartido vía Twitter.

¿Qué objetos subastará la casa francesa?

Las 17 piezas están incluidas en la categoría Art Tribal d´Áfrique subsaharienne, d´Ámerique, d´Ócéanie and art Précolombien de la casa de subastas francesa Maison de Vente Millon et Associétes.

De acuerdo con un dictamen elaborado por especialistas del INAH, las piezas contenidas en cuatro lotes, fueron elaboradas por culturas prehispánicas asentadas en lo que ahora es territorio nacional. De estas, 15 son de estilo mexica del Altiplano Central mexicano, una pieza de estilo Ixtlán del Río del occidente y otra proviene de la zona maya.

“Desde el Gobierno de México, lamentamos y reprobamos de manera contundente esta subasta, cuyas piezas constituyen propiedad de la nación mexicana, inalienable e imprescriptible, extraídas sin autorización y de manera ilícita del territorio nacional, al estar prohibida su exportación por la legislación mexicana desde 1827″, expresó la secretaria de Cultura, Alejandra Frausto en una misiva dirigida a la casa con el objetivo de detener la subasta.

Mientras tanto, el gobierno ya inició los procedimientos judiciales correspondientes ante las autoridades francesas para que las piezas sean repatriadas al territorio nacional a través de los canales diplomáticos y legales oficiales.

Finalmente, las dependencias reafirmaron su compromiso para seguir combatiendo el el tráfico ilícito de bienes culturales a través de la campaña Mi Patrimonio No Se Vende, cuyo logro más reciente consistió en recuperar, el pasado 14 de septiembre, más de 50 piezas arqueológicas nacionales que se encontraban en el exterior.

Con información de EF