La gobernadora Layda Sansores pidió a Estados Unidos investigar transferencias millonarias entre empresas de Emigdio Moreno Cárdenas, hermano de Alejandro ‘Alito’ Moreno, dirigente del PRI.

En su programa Martes del Jaguar, la gobernadora sugirió al embajador Ken Salazar e incluso hasta a la DEA que revisen las transferencias.

“Al hermano le dicen ‘El Peloni’… resulta que tiene tres empresas… él tiene una empresa y una cuenta aquí y una cuenta en los Estados Unidos, allá en Miami, para darles más pistas, y donde manda el recurso que tiene de una empresa, su empresa, una recibió 89 millones de pesos… en total depositó 16 millones de dólares, allá en las cuentas de Miami, y luego las empresas le vuelven a regresar el dinero a la cuenta de aquí de México, en una triangulación como para que pierdan la pista”, expuso.

“Le hacemos un llamado respetuoso a Ken Salazar que yo creo que hasta la DEA debe de investigar”, consideró.

Se trata de las empresas EMC, con las iniciales del hermano de ‘Alito’, y Flow Control.

“Yo no creo que en EU no se estén dando cuenta, pero por las dudas ya está ahí la alerta”, mencionó la gobernadora.

Por otro lado, agregó una reciente investigación de Latinus, en la que se señala que durante el gobierno de Alejandro Moreno en Campeche, se dieron más de 150 contratos a socios del hermano de ‘Alito’.

“Sabemos de estos 150 contratos, se los da el Congreso, son cinco personas, es un grupito, efectivamente que ahí trabajan, asociación delictuosa yo diría, y que con ese dinero a la vez lo invierten”, mencionó Layda.

“Aquí el notario que les creó estas empresas, ¡qué casualidad!, es el mismo notario que le creó todas sus empresas a Alejandro… al ‘brother’ (Alejandro Moreno), el señor Carlos Felipe, es un hombre por el que yo sentía estimación, ¿cómo puedes confiar en un notario que se presta a hacer empresas de a mentiritas?.

“Con ese dinerito compraron, para que tengan una idea, 18 millones de metros cuadrados, para sembrar la palma, y todavía el gobierno les da dinero, en lugar de dárselo a los campesinos para estimular su siembra, sus cosechas”, abundó.

“La próxima semana les diremos qué otras cositas tiene el hermanito. Yo creo que aquí se van cerrando las pinzas para que se llegue a lo que nosotros queremos: que haya una sanción que le devuelva a Campeche lo robado, lo saqueado, lo que se llevaron de una manera indebida”, añadió.

En lo que respecta al diputado y dirigente del PRI, Layda Sansores recordó que ya se solicitó su desafuero y deja el tema ahora en el Congreso.

“La pelota está en la cancha de diputados, vamos a ver qué tal está la reacción, cómo canta el gallo, porque la carpeta que se tiene está muy bien hecha. No hay manera de decir que él no ha cometido faltas graves de lavado de dinero, de desvío de recursos, de evasión fiscal, por donde la veas”, comentó la mandataria.