HÉCTOR MOCTEZUMA DE LEÓN

El coordinador de Morena, Ricardo Monreal tuvo que echar mano de toda su experiencia legislativa y sus conocimientos sobre el derecho constitucional, como doctor en derecho que es, para sacar adelante al senador Américo Villarreal que el lunes cometió la pifia de solicitar el regreso a su escaño en el Senado de la República, lo que puso en peligro su triunfo en las elecciones para gobernador en el Estado de Tamaulipas.

En lo que se consideró una cátedra legislativa y de derecho parlamentario, Monreal echó abajo los argumentos de la bancada panista que pretendían, con descalificaciones, evitar la llegada de Villarreal al Palacio de Gobierno de Ciudad Victoria, para proteger a su correligionario el todavía gobernador, -hasta el viernes- Francisco Javier Cabeza de Vaca.

Ante el pleno de la Cámara de Senadores, en un debate en el que no pensaba participar o abstenerse, pero en el que le dieron en su mero mole que es el debate jurídico constitucional, Monreal Ávila les dijo a los panistas que sólo había escuchado descalificaciones, diatribas, insultos pero sin entrar al fondo de la discusión del tema “que nos ocupa”.

El PAN sostenía que el procedimiento de Américo Villarreal, que en días pasados informó sobre su reincorporación al Senado, y luego por razones personales, pidió dejar sin efecto dicha solicitud, era un trámite erróneo porque contravenía la ley.

Fue entonces cuando Monreal echó mano de toda su experiencia como legislador y les dijo a los de la oposición que el artículo 79 constitucional de Tamaulipas, dice textualmente: “no pueden obtener el cargo de gobernador por elección por ser ministros de un culto o que estén en activo en las Fuerzas Armadas”.

Luego señaló que el artículo 79 establece las restricciones para obtener el cargo de gobernador del estado, por elección y subrayó, por elección, no hay una coma, no hay un punto y seguido, es un párrafo completo que se debe leer así.

No estar vinculada a la protesta del cargo que el pueblo le concedió al presunto gobernador electo, no impide en el plazo de la elección y antes de la toma de protesta, que pueda reincorporarse y antes de la toma de protesta, que pueda reincorporarse, incluso temporalmente, porque el impedimento son 120 días para celebrarse la elección.

Así Américo Villarreal Anaya será gobernador del estado de Tamaulipas pese a la estupidez que cometió el lunes pasado; los panistas se frustraron en su intento por impedir su llegada al Palacio de Gobierno de Ciudad Victoria, Francisco Javier García Cabeza de Vaca está a un paso de la cárcel sino huye, y Ricardo Monreal se confirmó como un operador confiable de la 4T a pesar de las intrigas que salen el antiguo Palacio del Ayuntamiento.

****

Murió el periodista veracruzano Miguel López Azuara, un profesional del periodismo, que ejerció con gran profesionalismo, en Excelsiór , Proceso y otros medios, además de ocupar cargos en oficinas de Comunicación Social. Descanse en Paz el amigo con quien siempre tuve un trato amable y respetuoso…Aguas con las venganzas de la doctora, primero fue contra la alcaldesa de Cuauhtémoc, Sandra Cuevas, y ahora es contra el alcalde de Miguel Hidalgo, Mauricio Tabe, en su caso contra la familia, con inventos de irregularidades en sus negocios. La jefa Claudia Sheinbaum aún no digiere las derrotas que le asestó la oposición en las elecciones del pasado mes de junio.

circuitocerrado@hotmail.con @Hctor Moctezuma