Francisco Garfias

El diputado panista quiere ser candidato a la Presidencia de la República. El alcalde emecista es el opositor mejor posicionado en las encuestas rumbo a 2024, pero duda si lanzarse o no. “No me quieren a mí, quieren a mi padre”, ha comentado en corto.

En la imagen, tomada ayer en Monterrey, aparecían juntos Santiago Creel, presidente de la mesa directiva de la Cámara de Diputados, y Luis Donaldo Colosio, alcalde de Monterrey.

“¿De qué estarán hablando?”, preguntó Eduardo Arvizu, director de Comunicación Social de la Cámara de Diputados, al subir a las redes sociales la foto de la comida que los dos sostuvieron, junto con el diputado federal Agustín Basave, en la capital de Nuevo León.

No es difícil adivinar que en el menú de la plática el platillo principal fue la elección de 2024. Santiago se reservó el contenido de la charla con Colosio. “Vamos viendo, pero todavía falta mucho. Yo ando en mi proyecto. Son apenas los primeros movimientos”, nos dijo, cuando abordamos el tema.

El diputado panista quiere ser candidato a la Presidencia de la República. El alcalde emecista es el opositor mejor posicionado en las encuestas rumbo a 2024, pero duda si lanzarse o no. “No me quieren a mí, quieren a mi padre”, ha comentado en corto.

  •  

* Creel pasó cuatro movidos días en la capital de Nuevo León. Se entrevistó con el gobernador Samuel García, cenó con empresarios, hizo un recorrido por alguna zona de la ciudad con el dueño del PT, Alberto Anaya; habló con gente del PAN, del PRI. Hasta desayunó con diputados de todos los partidos, incluidos los de Morena.

-¿Qué les dijiste a los diputados? —le preguntamos a Santiago.

-Les di mi punto de vista de por qué no debían votar por la reforma constitucional de la Guardia Nacional. Di tres razones principales:

1.- Se está prorrogando una estrategia fallida que ha dejado un saldo de guerra. Muertos desaparecidos, feminicidios.

2.- Ese saldo se lo van a cobrar a las Fuerzas Armadas. Las va a vulnerar el presidente López Obrador. Pueden sujetarlas a responsabilidades internacionales. Son saldos que, tarde o temprano, se van a tener que deslindar responsabilidades.

3.- El primer respondiente en esta prórroga en materia de seguridad sería el Ejército. Las Fuerzas Armadas de ninguna manera están preparadas para ser primeros respondientes en violencia familiar, robos de calle. No tienen ni el armamento ni el equipo ni la capacitación ni la disciplina para dedicarse a tareas que deben ser de policía civil.

Prosiguió: “Van descuidar, como se ha hecho, las tareas reales de seguridad interior y seguridad nacional, particularmente aquellas que tienen que ver con el crimen organizado.

“Es de seguridad nacional si alguien subvierte el territorio, por ejemplo. Muchos lugares del país están dominados por el crimen organizado. Ésa es una tarea de seguridad nacional.

“Si se interrumpe el buen funcionamiento de un gobierno y el crimen organizado empieza a cobrar derecho de piso, a interrumpir los ductos de Pemex (huachicol); si controlan mercados de abasto de distintos productos, si interviene en cualquiera de las funciones de un municipio, si controla la policía local. Ésa es una tarea de seguridad interior. A eso se debe dedicar el Ejército”.

Casi tres horas después de reunirse con Creel, los diputados locales tuvieron un encuentro con el secretario de Gobernación, Adán Augusto López Hernández, encargado de “convencer” a los integrantes de los 32 congresos locales de votar a favor de la permanencia del Ejército en las calles hasta el 2028 y, de paso, hacerse propaganda como aspirante presidencial.

  •  

* Nos cuentan que Rubén Moreira, coordinador de la bancada del PRI en San Lázaro, quería subir la muy comentada encuesta del INE en la que un 78% de los ciudadanos apoya elegir a los consejeros electorales en las urnas y nueve de cada diez mexicanos está de acuerdo en recortar dinero a los partidos y disminuir el número de legisladores.

La medición refleja también que 52% de los encuestados avaló sustituir el INE por el INEC. Esta vez se quedó solo.

La misma fuente nos asegura que Alito Moreno, presidente del tricolor, está definitivamente en contra de la reforma electoral que AMLO quiere aprovechar para tener autoridades electorales a modo.

A cambio del respaldo de la bancada del PRI a la reforma electoral le ofrecieron a Alito que proponga dos de los cuatro consejeros del INE que suplirán a los que ya se van, entre ellos los incómodos para Morena, Lorenzo Córdova y Ciro Murayama.

Publicado en excelsior