Un juez de Control vinculó a proceso a Pedro «N», por el feminicidio de Lidia Gabriela, quien murió tras lanzarse de un taxi en movimiento por temor a ser secuestrada.

Durante la audiencia que se celebró este martes, el juzgador calificó de legal su detención, la cual se llevó a cabo ayer en la colonia Doctoresalcaldía Cuauhtémoc.

El Ministerio Público le formuló la imputación correspondiente al individuo de 28 años, quien según las investigaciones él iba conduciendo la unidad el día de los hechos, el 1 de noviembre pasado.

Ante los elementos expuestos por la representación social, el juzgador determinó iniciarle proceso por el delito de feminicidio por dolo eventual y le impuso como medida cautelar la prisión preventiva oficiosa en el Reclusorio Oriente.

Además, el juez fijó cuatro meses para el cierre de la investigación complementaria.

Pedro «N», es sobrino de Federico «N» y Fernando «N», quienes fueron detenidos en actos distintos la semana pasada y los cuales en su momento fueron señalados de haber sido los que conducían el taxi.

Primero fue detenido Federico «N», quien fue confundido con su hermano Fernando «N»; ambos fueron arrestados con droga y actualmente están bajo proceso.

Después de la detención de Federico las autoridades capitalinas reconocieron su error, pero luego arrestaron a Fernando, quien fue señalado por el mismo jefe de la Policía como la persona que manejaba el taxi.

El día de hoy @SSC_CDMX y @FiscaliaCDMX detuvieron a Fernando “N” quien se confirma iba conduciendo el taxi que fue asegurado en días pasados relacionado con el lamentable feminicidio de Lidia Gabriela. Los delitos en contra de las mujeres son prioridad para este gobierno», escribió en su cuenta de Twitter Omar García Harfuch.

Pero ayer la Fiscalía General de Justicia (FGJ) capitalina informó que había detenido al hombre que iba conduciendo el taxi y a diferencia de los otros dos, Pedro fue arrestado en cumplimiento de una orden de aprehensión por el delito de feminicidio.

Como parte de las indagatorias, elementos de la Policía de Investigación ubicaron videos de Pedro cuando el día de los hechos dejó abandonado el taxi en una unidad habitacional.

Lidia Gabriela murió al lanzarse de la unidad en marcha a la altura de la estación del Metro Constitución de 1917, en Iztapalapa, segundos antes de su muerte pidió auxilio, le mandó mensaje a sus familiares para decirles que el chófer no se quería detener y que había cambiado de ruta.

Fuente: excelsior