Richarlison puso brillo al debut de Brasil este jueves en el Mundial que se celebra en Qatar al marcar los dos goles de la victoria (2-0) contra una dura y aguerrida Serbia, uno de ellos con un espectacular remate de tijera.

El delantero del Tottenham, que disputa su primera Copa del Mundo, resquebrajó a la defensa balcánica en el segundo tiempo (62, 73) y puso a la ‘Seleção’, una de las favoritas al título, al frente del Grupo G. Le sigue Suiza, que venció 1-0 a Camerún más temprano.

Sin un Neymar lúcido, que dejó el campo (79) después de un golpe, el camisa ‘9’ de 25 años rescató a una ‘Canarinha’ que sufrió para desactivar el férreo sistema defensivo planteado por Dragan Stojkovic, resistente hasta el minuto 62 en parte por los reflejos del portero Vanja Milinkovic-Savic.

Ambas selecciones chocaron en el despampanante estadio Lusail, ocupado casi en su totalidad (capacidad para 88 mil 966 personas) y que albergará la final del torneo el 18 de diciembre. Aunque las camisetas ‘amarelas’ fueron mayoría, poco contagiaron la tradicional pasión sudamericana.

En la segunda jornada, el lunes, Brasil enfrentará a Suiza en el estadio 974Serbia y Camerún, en tanto, chocarán por mantenerse vivos el mismo día, aunque más temprano, en el Al Janoub.