Durante 2021, el trabajo no remunerado que los integrantes del hogar destinaron a las labores domésticas y de cuidados tuvo un valor de 6.8 billones de pesos, equivalente al 26.3 % del PIB, según estimaciones del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi).

Los resultados de la Cuenta Satélite del Trabajo No Remunerado de los Hogares de México (CSTNRHM) 2021 permiten dimensionar el valor económico de las actividades de hogar que no reciben remuneraciones económicas, así como su participación equivalente en la economía nacional.

Si bien, en 2021 la participación de la población que realizó trabajo no remunerado estuvo compuesta de manera similar, en 52.9% por mujeres y en 47.1% por hombres, al revisar los indicadores referentes a las horas y al valor económico por sexo, se observan amplias brechas ya que ellas destinaron más tiempo en dichas actividades.

Mientras las mujeres destinaron el 63.8 % de su tiempo de trabajo total a las actividades de labores domésticas y de cuidado en el hogar; los hombres dedicaron el 26.5% para dichas labores, pues su prioridad en el 70.4% estuvo orientada al trabajo de mercado.

Por consiguiente, el valor económico del trabajo no remunerado de las mujeres fue mayor al de los hombres en función de las horas destinadas por cada uno de ellos.

El valor económico neto de las labores domésticas y de cuidados que realizó cada mujer –referente al ingreso monetario que obtendrían por realizar dicho trabajo– fue equivalente a 71 mil 524 pesos anuales; mientras que cada hombre realizó actividades similares equivalentes a 28 mil 831 pesos.

“Cabe señalar que el valor económico cambia cuando se consideran las condiciones sociales de las personas que realizan el trabajo”, acotó el Inegi en su comunicado en el que dio a conocer los resultados.

En función de su estado civil, si la mujer estaba casada o vivía en unión libre, su aportación ascendió a 89 mil 563 pesos anuales; si en el hogar había menores de seis años, su trabajo tendría un valor de 93 mil 080 pesos, principalmente por las actividades de cuidados y apoyo. Y si era soltera, sus actividades tuvieron un valor de 41 mil 838 pesos.

Por lugar de residencia, las mujeres en hogares rurales generaron valor económico promedio de 79 mil 836 pesos anuales.

Fuente: 24 horas