El equipo de campaña de la coalición Todos por México urgió a la PGR no dejarse intimidar y actuar en el caso del panista, Ricardo Anaya, al confirmarse que él y su socio Manuel Barreiro utilizaron de prestanombres a su chofer para realizar una operación inmobiliaria de compra venta de una nave industrial por más de 54 millones de pesos.

El vocero de la campaña Javier Lozano acusó que ha habido tal presión política que paradójicamente, pareciera que no hay más fuero político potente que ser candidato a la presidencia, que te vuelves intocable.

En conferencia de prensa reprobó que Anaya haya utilizado al chofer de Manuel Barreiro, Luis Alberto López López, como prestanombres de esta operación, quien no tuvo ningún beneficio, pero firmó por lealtad y por obediencia.

Advirtió que en el colmo de la cobardía de Ricardo Anaya usa a su propia familia política, a su esposa, cuñada y suegro, a quienes pone como escudo humano para esconderse y nadie investiga la huella.

Sin embargo, acusó que es peor miseria humana y ruindad utilizar a un chofer que por su estado de necesidad y por desconocimiento en materia de operaciones tan complejas, firmó a ciegas unos papeles que estuvieron a punto de privarlo de su libertad.

Advirtió que no es un tema meramente de campaña, sino que es la primera vez en la historia moderna del país que se tiene un candidato a la Presidencia de la República señalado tan abiertamente de estar vinculado, por lo menos como beneficiario final según la legislación de lavado de dinero.

Insistió en que es una vergüenza que se tenga un candidato con esas características, porque si es capaz de jugarle así a su propia familia, de grabar un video para defender su causa y luego quedar completamente desnudo frente a la opinión pública por el verdadero prestanombres, que sirvió para esta operación de lavado de dinero, siga tan campante en campaña.

Reiteró que se tienen ya dos confesos, que fueron los abogados contratados inicialmente por Barreiro para hacer toda esta quema de lavado de dinero y que detonó toda esta investigación y ahora también ya se tiene al chofer que confesó  ser el prestanombres.

Advirtió que también ya hay voces en Acción Nacional como el senador Jorge Luis Lavalle Mauri quien se pronuncio ayer porque Anaya se haga a un lado de la candidatura y no descartó que este pronunciamiento se vaya a multiplicar porque es una verdadera vergüenza que este candidato esté señalado, ya no solamente de lavado de dinero sino por mentir tan abiertamente y por utilizar a su propia familia, al chofer de Barreiro, para tan perversos fines.