El secretario de Marina, Vidal Francisco Soberón Sanz, recibió la condecoración “Honor al Mérito Naval Comandante Pedro Campbell”, en la categoría de gran medalla, que le fue otorgada por el gobierno de Uruguay.

Esta distinción le fue conferida al alto mando Naval por el Ministerio de la Defensa Nacional, e impuesta por el comandante en jefe de la Armada de la República Oriental del Uruguay, Carlos Eduardo Abilleira Aris.

El acto se realizó en el patio de honor del edificio sede de la Secretaría de Marina, donde se contó con la presencia del encargado de Negocios de la Embajada de Uruguay en México, Marcelo Gerona Morales, así como de funcionarios de ambos países y de autoridades navales, militares y civiles.

Resulta importante destacar que la Armada de Uruguay otorgó este reconocimiento al Secretario de Marina para expresar “su gratitud por todo cuanto ha hecho para fortalecer los vínculos de amistad y cooperación entre ambas Armadas”.

El Poder Ejecutivo, según la resolución correspondiente, otorgó esta máxima distinción, misma que fue firmada por el ministro de Defensa Nacional y del presidente de la República Oriental del Uruguay, Tabaré Vázquez Rosas.

Al hacer uso de la palabra, el almirante Vidal Francisco Soberón Sanz agradeció la deferencia, al señalar que “esto con toda certeza constituye un generoso gesto de hermandad y buena voluntad entre nuestros pueblos y sus Armadas”.

“Me permito compartir esta distinción con los integrantes de la Armada de México, quienes día a día, en la tierra, en el aire y en el mar, lo dan todo por sus conciudadanos, y más allá de nuestras fronteras, cuando naciones hermanas requieren de ayuda humanitaria”.

Por su parte, el comandante en jefe de la Armada de Uruguay, Almirante Carlos Eduardo Abilleira Aris, dijo que públicamente la Armada de su país “agradece y testimonia el apoyo recibido por la Armada de México, propiciado por la gestión del secretario de Marina”.

Expresó que Soberón Sanz “ha impulsado, con su especial impronta, la concreción de muchas iniciativas, compromisos que nuestros países e instituciones habían suscrito”.

“Con su apoyo y compromiso se han afianzado intercambios de personal y acceso de oportunidades educativas, de instrucción y adiestramiento, y se han aprovechado, mediante seminarios y pasantías, las experiencias operativas particulares de cada institución”, finalizó.

Fuente: NTX